Poner luz a la lucha

Por Óscar Cuevas

La vida cambia para siempre cuando a unos padres se les comunica durante una gestación que su bebé llega con graves malformaciones. O cuando un parto se complica hasta el extremo, y la consecuencia es el nacimiento de un niño con algún grado de parálisis cerebral. O cuando un accidente deja a una criatura postrada para siempre, con secuelas insuperables. Entonces el edificio sobre el que uno construyó su proyecto vital de repente parece tener cimientos de barro. Todo tiembla. Y la familia comienza a recomponer esquemas, porque arranca una vida nueva marcada para siempre por la batalla interminable, por una pelea en la que sólo el amor incondicional ayuda a superar los peores momentos de flaqueza. En ese momento, la híper dependencia del ser amado se convierte en el eje sobre el que gira toda la existencia. Hasta límites no imaginables.
Sigue leyendo

La Universidad que queremos

Viñeta ilustrativa de las posibles consecuencias de las reformas educativas.

Viñeta ilustrativa de las posibles consecuencias de las reformas educativas.

Por Marta Perruca

“¡Chicas! Me he mudado a Madrid”. Hacía varios años que no sabía nada de mis compañeras de Facultad, salvo de Mónica, con la que he compartido varios años de profesión en Guadalajara, pero aquel mensaje saltó en mi Facebook como si el tiempo  hubiera  estado deambulando perdido en aquellos pasillos grises, escudriñando esos sótanos de película de terror con olor a filmoteca o a las puertas del aula 506, cuando las que estábamos perdidas éramos nosotras y decidimos conocernos a lo largo de los próximos cinco años de Universidad.

Y de repente, me encontré de nuevo en ese vagón de tren con rumbo a Madrid, sentada frente a Mónica, como si esos viajes diarios a Ciudad Universitaria jamás hubieran dejado de formar parte de nuestras vidas, aunque esta vez no se tratara de llegar a tiempo a clase.

Dicen mis compis que diez años no son nada y, en cierto sentido, y teniendo en cuenta que la última vez que nos vimos fue detrás de esas mesas corridas de la Facultad, cuando todavía alguna suspiraba por cierto “atractivo profesor”, no hemos cambiado tanto. Cabría esperar encontrarse con unas perfectas desconocidas con las que ya solo compartes un puñado de años de facultad, por cierto, bastante decepcionantes gracias a una incomprensible reforma universitaria y, sin embargo, fue como si nos hubiéramos despedido el día anterior y todos estos años formaran parte de un extraño sueño. La vida puede dar muchas vueltas en diez años, pero en mi caso creo que se ha dedicado a repetir giros de 360 grados.

Sigue leyendo

Las bacanales de Cospedal

Cospedal, en una instantánea de la Cumbre del  Vino del año pasado. // Foto: JCCM:

Cospedal, en una instantánea de la Cumbre del Vino del año pasado. // Foto: JCCM:

Por Rubén Madrid

En el Olimpo de la mitología griega vivían doce dioses y diosas que “pertenecían a la misma grande y pendenciera familia”, según relataron los aedos y, más tarde, Robert Graves en su fascinante ‘Dioses y héroes de la antigua Grecia’. Aquellos seres que se elevaban por encima de todos los mortales, no sin signos de menosprecio, “vivían todos juntos en un enorme palacio erigido entre las nubes, en la cima del monte Olimpo, la cumbre más alta de Grecia”, continúa Graves. Aunque tenían la encomienda de trazar los designios de los mortales, casi siempre andaban más bien enfrascados “en sus propias disputas y pleitos”.

Un día Zeus anunció que un hijo que había tenido con una mortal llamada Semele debía ocupar un lugar en el consejo del palacio. Dionisos, que así se llamaba, había hecho méritos: era el inventor del vino. Su ingreso puso fin a la paridad en los cielos griegos –una diosa, Hestia, le ofreció su lugar– e inauguró la muy preciada costumbre por parte de las civilizaciones venideras de divinizar el vino. Tras los griegos, los romanos humanizaron la cogorza: Baco es el nombre que dieron a Dionisos y bacanales a las juergas que se corrieron en su nombre. Hubo de hecho una suerte de sociedades que celebraban en secreto estas reuniones, hasta cinco en el mes de marzo. Y siempre a puerta cerrada. Ahora Cospedal es la heredera de esta tradición en nuestra tierra. Sigue leyendo

Otra palada de porquería al buzón

Viñeta de "La otra calle" atacando a "La calle", publicada en el primero.

Viñeta de “La otra Calle” atacando a “La Calle”

Por Concha Balenzategui

“Nunca, desde que el mundo es mundo, se ha sabido quién pone los pasquines”. Lo decía un exasperado secretario al juez Arcadio, en los comienzos de la novela La mala hora, de Gabriel García Márquez, cuando las paredes de Macondo aparecían cubiertas por libelos difamatorios que acaban minando la convivencia con resentimientos y desconfianza.

En Guadalajara, afortunadamente, sabemos quién edita los pasquines en una guerra que ya está desatada, aunque marzo apenas ha empezado. Ayer, un nuevo impreso se sumó a la caterva de basura que inunda los buzones de los vecinos de forma periódica: “La otra Calle”, editado por la empresa Guadapress SL. Esta publicación copia la maquetación, las secciones y la tipografía de “La Calle”, el impreso que desde hace unos meses edita el grupo editorial del mismo nombre y que, aunque no lo dice a las claras, está promovido por el PSOE.

Sigue leyendo

Lo que queda por venir

Por Ana G. Hernández

Partido Guadalajara-Toledo

El Toledo fue el único que equipo que ha conseguido ganar en el Escartín. // Foto: Mariano Viejo (Luis Polo).

El Deportivo Guadalajara arrancó un punto del Salto del Caballo en una jornada en la que pudo alzarse con el liderato del Grupo 2 del Segunda B. Y es que, los resultados habían favorecido las esperanzas moradas, pero la caraja inicial y la falta de puntería privaron a los de Pérez Salvachúa del honor de ser primeros. Hablando del técnico madrileño, huelga decir, que ayer volvió a arriesgar con dos delanteros y sin pivote defensivo para los diez últimos minutos. Y la apuesta estuvo a punto de ser acertada, sobre todo tras la expulsión por doble amarilla de Teté. Sin embargo, no siempre la fortuna sonríe al más valiente.

Sigue leyendo

La modificación de ordenanzas del POM: ¿Por qué ahora?

Antonio Miguel Trallero, en una fotografía de su archivo.

Antonio Miguel Trallero, en una fotografía de su archivo.

Por Antonio Miguel Trallero *

El Plan de Ordenación Municipal de Guadalajara (POM) es el documento que define la ordenación urbanística de todos los terrenos del término municipal.

Según puede verse en la página del Ayuntamiento, el alcalde en el año 2009 decía: “El Ayuntamiento de Guadalajara ha iniciado los trabajos necesarios para dotarse de un nuevo Plan de Ordenación Municipal. El tiempo transcurrido desde la aprobación del anterior, la modificación de la legislación urbanística y los cambios que se han venido produciendo en nuestra ciudad en los últimos diez años aconsejaban iniciar este proceso de revisión del Plan General vigente en nuestro municipio desde el año 1999”. Sigue leyendo

Barreras para Rafa

Una empinada escalera impide a Rafa salir a la calle.//Foto: Ana María Ruiz

Una empinada escalera impide a Rafa salir a la calle.//Foto: Ana María Ruiz

Por Ana María Ruiz

En demasiadas ocasiones, los periodistas pecamos precisamente de lo que criticamos en los políticos: no estamos a pie de calle. Hablamos de las grandes noticias y proyectos, nos fijamos en las cifras llenas de ceros, damos caña a los mandamases de más alto nivel, nos miramos el ombligo repitiendo hasta el aburrimiento lo mal que está nuestro sector, informamos del paro, de la crisis, de los partidos emergentes, de las encuestas, pero olvidamos que la mayoría de los receptores de nuestras informaciones son ciudadanos anónimos, a los que creo que deberíamos dar más cancha. Por eso hoy quiero que el protagonista de mi artículo sea mi vecino Rafa. Sigue leyendo