El hombre que sabía demasiado poco

José Luis Condado, delegado de la Junta. // Foto: JCCM.

José Luis Condado, delegado de la Junta en Guadalajara. // Foto: Criado Antonio.

Por Rubén Madrid

Una vez, el cineasta Truffaut le preguntó al maestro Hitchcock si había escogido a James Stewart para su propio ‘remake’ de ‘El hombre que sabía demasiado’ por encarnar mejor la emoción y el realismo que pedía el papel, frente al también habitual pero más sarcástico Cary Grant. El genio del suspense respondió que simplemente había encontrado en Stewart lo que esperaba: “sinceridad tranquila”.

“Sinceridad tranquila” es también la que caracteriza a nuestro hombre en la Junta, José Luis Condado, quien, en cambio, suele dar muestras de saber demasiado… poco.

Su sinceridad tranquila se demuestra al admitir sin alteración que no sabe nada más que el resto del mundo sobre la detención de tres trabajadores de su plantilla, como si no le preocupara más que a los periodistas que la policía haya entrado en los despachos regionales por una trama de falsificación de documentos; o cuando se reúne con la Asociación de Amigos del Moderno con tan decepcionante resutado como no aclarar nada sobre el pliego de condiciones para la privatización del teatro, que tiene levantado en armas a medio mundo de la cultura, ni ofrecer alternativa al Cineclub Alcarreño para sus proyecciones… Como tampoco sabe demasiado, o no lo dice, cuando un viernes habla de que espera la colaboración del Ayuntamiento de Zorita en la privatización de Recópolis, y el lunes siguiente el alcalde echa sapos y culebras en la radio sobre esa misma privatización. Y estos son ejemplos venidos a la memoria, que uno no se dedica a coleccionar recortes de prensa tan apasionantes como estos.

No revelo nada que no se sepa. Al menos ya lo he oído decir de muchos de quienes han pasado por su despacho: Condado, que llegó al puesto con el talante dialogante como carta de presentación, se sienta, escucha y rara vez responde, si por responder entendemos dar una solución a los problemas que se le plantean. Lo dijeron en su día los alcaldes socialistas, tras enésimas cartas para ser recibidos, pero su testimonio podría resultar sospechoso; lo han dicho también, tras pasar por allí después de un largo viaje, los molineses de La Otra Guadalajara; recibieron una dosis de serenidad y su respuesta de “mostramos la disposición para” otros que llegaron con sus preocupaciones, como los agricultores… Pero está por llegar el día en que este gran aficionado a la tauromaquia deje de dar capotazos y asuma el riesgo de coger el toro por los cuernos.

Lejos de ser una cuestión personal, hay argumentos para pensar que en realidad esta actitud en la Delegación responde a una estrategia política más amplia. Porque existe además un malestar muy extendido en el gremio de los periodistas, y en la Junta a estas alturas ya lo sabrán, por la falta de atención ante temas que la prensa considera importantes y no son atendidos y por la privación de interlocutores, que no era habitual hasta la llegada del PP a esta administración -el asunto se inició ya con Porfirio Herrero en el cargo-.

Los delegados de las áreas, que suministraban informaciones sobre aspectos públicos tan relevantes como sanidad, agricultura, carreteras o educación, están ahora mudos; el delegado de la Junta no puede abarcar la portavocía de los asuntos de todas las consejerías en la provincia; los directores generales no existen para la prensa; los consejeros quedan lejos y sólo están, lógicamente, cuando su agenda lo permite; y desde la sede de la Junta casi siempre devuelven vacíos los mails de los periodistas.

Cartel de la segunda versión de 'El hombre que sabía demasiado'.

Cartel de la segunda versión de ‘El hombre que sabía demasiado’.

Todo lazo con la sociedad está roto y pasa exclusivamente por notas de prensa en las que se da por resuelta la obligación informativa con unos párrafos autocomplacientes y una foto a la carta. Cospedal, la dirigente que no admitía preguntas -salvo, recordarán el vídeo, una vez que dijo con sorna “es que si no se me enfadan”- ha impuesto una política informativa de corte chavista, castrista, aznarista… es decir, todo menos comprometida con el sacrosanto deber del político de responder ante la ciudadanía. Y esto es muy grave porque toca el corazón de los principios básicos de la democracia.

Es un caso inaudito. Ni en Diputación, ni en el Ayuntamiento ni en ninguna otra administración del PP o de otro partido existe un apagón informativo de tal calibre, que se debe presuponer importado de la Comunidad de Madrid, donde nuestros colegas periodistas llevan años trinando. Ningunear a la prensa mientras de cara a la galería se habla bien de ella no sólo es una decisión equivocada, sino que se torna en cinismo si recuperamos -maldita manía de algunos- las hemerotecas. Fue Cospedal quien entre aplausos de palmeros provinciales y periodistas convocados en la Cámara de Comercio criticó en un acto de la pasada legislatura la política informativa de la Subdelegación del Gobierno en Guadalajara, que escamoteaba datos y argumentos a quienes nos dedicamos a relatar los acontecimientos de la plaza pública. Sus razones de entonces son nuestras mismas razones de ahora.

Pareciera que han pasado siglos desde entonces y, visto lo visto, no es de extrañar que Cospedal, como Hitchcock, haya escogido la “sinceridad tranquila” de Condado para buscar lo que necesitaba en quien la representa en la provincia: alguien que siempre parezca que sabe demasiado poco. No sabemos bien porqué, pero en las encuestas sociológicas, que tienen carácter científico, se incluye en la misma casilla a quien no sabe y a quien no contesta.

Anuncios

4 pensamientos en “El hombre que sabía demasiado poco

  1. Da gusto leerte Rubén. Parece que el delegado mucho talante pero poca acción. Si a los medios que quedáis en pie se os niega sistemáticamente el acceso a la información y debéis decidir entre notas oficiales o mutismo puede parecer que queda poca esperanza de conocer lo que se cuece realmente.
    Ahora más que nunca el periodismo es necesario, pero no os dejéis que ‘os la cuelen’ y no os canséis. Incluso con del silencio se obtienen respuestas. Solo espero leerlas, verlas y escucharlas. Enhorabuena Rubén.

  2. Ya decía el muy ilustre filósofo Sócrates: “Sólo sé, que no sé nada”, pero era su humildad la que le hacía hablar así. Hoy nuestros dirigentes políticos provinciales no saben, no contestan y no nos dan soluciones a nada. ¿Quizás es que son “recortables”? o si hablo se puede enfadar alguien. Gracias trabajadores incansables del Hexágono por hacernos participes de una realidad más y así conocer mejor las actuaciones y dejaciones de quienes nos “mal-gobiernan”

  3. evidentemente, no podemos esperar que nada contesten ni la coordinadora de cultura, ¿o alguien ha escuchado la voz de Violeta de Miguel? o el coordinador de Agricultura, un tal Verde que al parecer tiene entre sus méritos haber estado expedientado por su labor funcionarial…nada saben, solo están ahí por su capacidad innata de ser como esos perros de juguete que se llevaban en los coches y que asentían con la cabeza a todo;estos asienten a sus jefes, cobran, y callan..¿y que se puede esperar de Condado? en publico no habla, pero casi es mejor, porque cuando coge el teléfono lo que suelta por la boca, perlas le salen; si de él siempre se señala que es taurino, muy aficionado a los toros..¿no sera porque no se le conoce otro mérito? Y si subimos otro escalón…Marcial Marin!!!! de su impresionante curriculum (ver aqui.. http://ppontur.files.wordpress.com/2008/11/curriculum-marcial1.pdf) deducimos que si no habla mas, es por no demostrar aun más su probada incapacidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.