Guadalajara también se ‘calienta’

cambio-climatico

Logotipo de la Cumbre de París que se celebra estos días. // Foto: Naciones Unidas

Por Borja Montero

Técnicos y especialistas de todo el mundo debaten estos días en París sobre las medidas que se puede llevar a cabo para prolongar unos siglos más la vida de nuestro maltratado planeta, aquejado de una enfermedad de fácil diagnóstico pero difícil tratamiento llamada cambio climático. A pesar de que las cifras que se manejan nos pueden parecer ajenas, de que las medidas que se plantean afectarán a grandes empresas y políticas nacionales, no todo queda tan lejos de nuestra provincia, de nuestro día a día, de la vida diaria de cualquier hijo de vecino. Y es que aquello de “piensa global, actúa local” es una de las primeras máximas de aquellos que, desde hace ya más de cuatro décadas décadas, empezaron a alertar sobre las prácticas poco respetuosas con quien, al fin y al cabo, nos da de comer.

Guadalajara, como cualquier territorio dentro del planeta, tiene algo que decir dentro de este debate, y precisamente por ello, puede que le caiga algún que otro tirón de orejas por parte de los doctores en la materia. Algunas cosas ya se hacen bien por estas tierras y habrá que cambiar algunas costumbres si queremos que los nietos de nuestros nietos sigan teniendo un planeta habitable.

Otrora importante centro industrial, el Corredor del Henares volverá a llenarse de actividad algún día, pero su explotación deberá variar sustancialmente, y no solamente en lo que a los procesos productivos se refiere. La mejora de accesos, con proyectos de transporte intermodal tales como la Ciudad del Transporte, ayudarán a reducir viajes innecesarios a camiones y transportistas y fomentarán transportes de mercancías alternativos, pero también habrá que apelar a la conciencia ambiental de los empresarios para que se faciliten transportes colectivos a sus trabajadores, una práctica tremendamente extendida hace apenas un par de décadas y que hoy en día prácticamente ha desaparecido, así como a las administraciones públicas, que deben reforzar el transporte público a los polígonos industriales para que el autobús se convierta en una alternativa real para acceder al trabajo. Sin olvidar, evidentemente, las líneas interurbanas, que son las que más llenan de coches privados las carreteras (principalmente la A-2) al no conseguir conectar eficazmente (y con un precio razonable) las localidades del Corredor del Henares y de la Comunidad de Madrid, adaptándose a las necesidades reales de la población.

Y es que el vehículo particular es una de las prácticas cotidianas más agresivas con el entorno, sirva como ejemplo de ello el reciente caso de Madrid, donde las primeras medidas puestas en marcha contra la polución excesiva, establecidas en los protocolos internacionales, han sido la reducción de la velocidad o la restricción del aparcamiento. Lamentablemente, el planeamiento urbanístico, empresarial y comercial de las últimas décadas prácticamente obliga al uso del mismo, con barrios extensivos sin servicios y escasez de comercios, superficies comerciales gigantescas alejadas a los núcleos de población e infraestructuras necesarias cada vez más alejadas del centro de las ciudades. De eso sabemos bastante Guadalajara.

4564_101010102008145553

El mantenimiento de las zonas naturales también radica en favor de la conservación del planeta. // Foto: Ayuntamiento de Guadalajara

Energía. El abastecimiento y uso de la electricidad, así como su procedencia, son factores de gran importancia también en esta guerra. Guadalajara es una provincia muy ligada a este sector, con plantas energéticas de prácticamente todos los tipos posibles, tanto de las limpias como de las más contaminantes o peligrosas, algunas activas, otras agotadas, otras lamentablemente cerradas. Sin embargo, hace falta un verdadero compromiso público y privado con las energías renovables ya que, cuando uno piensa en verde (y con cierta visión de futuro), se da cuenta de que no son alternativas a otros sistemas sino que, dentro de algunos años, serán la única forma de conseguir electricidad. Para ello, los que controlan el negocio han de conformarse con el hecho de que, cuando uno coge la energía del sol o del viento, cualquiera puede procurársela (en las cantidades que cada uno pueda permitirse) y dejar de poner a funcionar sus grupos de presión para impedir políticas que permitan el autoabastecimiento.

Por otro lado, desde distintas administraciones públicas también se han llevado a cabo campañas tendentes a concienciar a los vecinos o, simplemente, a ahorrar en el consumo propio, además de incidir en otros aspectos que también pueden ayudar a que La Tierra se mantenga saludable por un tiempo. La mejora de los contenedores y puntos de recogida de basuras, el cambio de bombillas incandescentes por led o la reducción del horario de encendido del alumbrado público son medidas bien conocidas en Guadalajara capital y en su entorno, un granito de arena necesario en esta lucha, si bien el esfuerzo se revela insuficiente y deberá ser redoblado en próximas décadas para ser cada vez más sostenibles. Si incluso hay un aparcamiento con plazas preparadas para la carga de vehículos eléctricos e híbridos para el que, lamentablemente, el parque automovilístico de la ciudad no está preparado.

Estas son solamente algunas pinceladas de las acciones que se han hecho o que se deben implementar para frenar la destrucción, muy diferida en el tiempo, pero destrucción, del planeta. De este modo, la reflexión en la Cumbre de París debe ser mucho más profunda de lo que, lamentablemente, los intereses económicos y la conciencia social adormecida a base de consumo permitirán, al igual que no todos los ciudadanos, las empresas y las administraciones se aplicarán el cuento. Y es que no son una serie de conductas más o menos agresivas las que han llevado al planeta a esta situación, sino que es todo un sistema económico en el que los comportamientos nocivos son el pan nuestro de cada día y se hacen casi obligatorias para cualquier ciudadano. En esto de contaminar, sí que hemos vivido por encima de nuestras posibilidades.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s