La diligencia

 

villaflores--644x362

La mayor parte de los edificios del poblado de Villaflores, como el palomar, las naves y las casas de los trabajadores, son de titularidad municipal. // Foto: abc.es

Por Borja Montero

La administración pública, ya sea por por sus propios mecanismos, en ocasiones tremendamente burocratizados y procedimentados para cuestiones aparentemente fáciles, ya sea por intereses de los gestores, que también tienen mucho peso en algunas de las decisiones y acciones que finalmente se toman, sobre todo en las de más calado, no pasa por ser la entidad más eficiente en lo que a tiempo de respuesta se refiere. Son muchos los temas que, por depender de una firma del político de turno o de determinado trámite, se retrasan, a veces hasta dormir el sueño de los justos en algún cajón, algo que trae consecuencias tangibles.

En Guadalajara, estamos bastante acostumbrados a esta lentitud en la actuación (máxime cuando se trata de gestiones que dependen de dos administraciones distintas y éstas son de distinto signo político, pero esa es otra historia). Si bien hay determinados asuntos que se despachan con celeridad, ya sea por urgencia o por buena imagen pública de sus responsables, hay otros que parece que pueden esperar ‘sine die’. Villaflores es más bien de este segundo tipo. El Pleno del Ayuntamiento de Guadalajara ha aprobado, por fin, la utilización del dinero obtenido a través del aval previsto por el incumplimiento de la empresa promotora de Valdeluz, Reyal Urbis, de rehabilitar los edificios de este poblado de labor decimonónico. La noticia, como cualquiera que suponga la recuperación del patrimonio histórico de Guadalajara y que permita la creación de nuevos espacios emblemáticos que puedan diferenciar la ciudad ante propios y extraños, es buena, pero el trasfondo es tan enrevesado y largo, incluye tantos años de promesas incumplidas y dejación de funciones, tanto trámite y papeleo, tanta palabra bienintencionada que no se sustancia en nada, que uno no termina de creerse que la decisión tomada este miércoles en la última sesión plenaria sea firme al fin.

01

Detalle del estado actual de algunas de las zonas del poblado. // Foto: guadalajaradiario.es

Según el acuerdo por unanimidad de los concejales del Pleno de Guadalajara, solamente se ha procedido a incorporar al presupuesto de 2016 la cantidad de algo más de 3,7 millones del euros que el Ayuntamiento ha recibido por la no realización de las obras prometidas, un aval que se ejecutó en 2013 y que, quizás por ser demasiado previsores y no querer gastarlo antes de tenerlo efectivamente en las arcas municipales, quizás por falta de interés real en estas obras, tan lejanas del centro de la ciudad, ha tardado casi tres años en ser siquiera tenido en cuenta. Se trata de un primer paso en el que no se definen las obras a realizar ni, mucho menos, se dan plazos o se detallan los trabajos. Pero es un paso necesario, máxime cuando ninguna de las otras partidas presupuestarias o de los servicios o proyectos municipales tiene que verse afectado por este gasto. Además, “lo que no aparece en el presupuesto, no existe”, suelen decir frecuentemente nuestros políticos, razonamiento del que se deduce que Villaflores “ho ha existido” durante demasiados años.

 

Parece, por lo que cuentan algunos medios y porque es lo que manda la lógica, que la primera actuación después de poner a disposición del Consistorio este dinero será la redacción de un Plan Especial que determine el estado real de los diferentes edificios que componen el poblado y, por tanto, las obras necesarias para su mantenimiento y rehabilitación, un documento que servirá de guía para conocer cuál será la inversión real necesaria para estos trabajos y que permitirá decidir con conocimiento de causa el destino final que se da a estos inmuebles una vez arreglados, al conocer mejor sus caracteristicas técnicas y el aprovechamiento que de ellos se puede tener. Parece que este plan arquitectónico costará unos 120.000 euros. Todavía nos quedan más de tres millones y medio.

000324_EL_AVE

Un plan director determinará cuáles son las obras más urgentes y ayudará a decidir el destino final de los edificios. // Foto: herreracasado.com

Cabe recordar que el Ayuntamiento de Guadalajara solamente es propietario del palomar, la ermita, las naves y las casas de los trabajadores, un patrimonio importante pero que no incluye el edificio más emblemático del conjunto arquitectónico, la casa grande, a su vez el más deteriorado por el paso del tiempo y por la mala fortuna. Y es que, hace apenas tres meses, se derrumbó la espadaña y el reloj que coronaban este inmueble, una de las señas de identidad visuales más representativas del poblado. Aunque no se disponga de la titularidad de la totalidad del conjunto, y confiando (quizás de forma demasiado optimista) en que el inicio de actividad por parte del Consistorio y las futuribles obras que allí se produzcan (dentro de poco, esperemos) animen al propietario de la casa grande, Hercesa, a mover ficha y poner de su parte para rehabilitar también este inmueble, simplemente el patrimonio municipal en la zona tiene tantas posibilidades que este proyecto debería convertirse, después de tantos discursos laudatorios acerca de la bella arquitectura de Velázquez Bosco y de tantas promesas y fechas incumplidas, en protagonista real de la gestión municipal. Lo difícil suele ser cuadrar las cuentas para conseguir dinero para estas actuaciones, y eso ya está solucionado.

 

Anuncios

Un pensamiento en “La diligencia

  1. Hola. Pastrana también está en Guadalajara.

    No han sido los elementos los que han provocado la demolición y ampliación ilegales de parte de su histórica y hermosa Colegiata.

    Me agradaría la defensa pública del Patrimonio también con el acierto que denota este artículo.

    NADIE DE GUADALAJARA HA LEVANTADO LA VOZ CONTRA ESE ATENTATO PATRIMONIAL, SINO QUE SE HA DEMOSTRADO UNA GRAN PROACTIVIDAD HACIA EL SILENCIO.

    fjo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s