Abriendo fronteras desde Guadalajara

2016-11-25-charla-publico

El salón de actos de la Biblioteca, abarrotado de público en el conferencia-debate “la crisis de los refugiados en los medios de comunicación” // Foto: Cultura En Guada

Por Álvaro Nuño.

Coincidiendo con la celebración del Día Universal del Niño de 2016, el pasado 20 de noviembre, medio centenar de vecinos y vecinas de Guadalajara se decidían a redactar y hacer público un manifiesto -que reproducimos a continuación- en defensa del derecho a refugio por el que claman las principales ONGs y la solidaridad humana. Se hacen llamar Grupo Abriendo Fronteras y eso es lo que realmente piden, que la vieja y huraña Europa y sus acomodados habitantes no miremos hacia otro lado frente a la tragedia que sufren diariamente millones de seres humanos como nosotros que huyen del hambre y de la guerra, y a los que les contestamos cerrándoles las puertas, poniendo más vallas y blindando nuestras fronteras.

Al parecer, todo se empezó a pertrechar tras la celebración, el pasado miércoles 16 de una multitudinaria conferencia-debate titulada “La crisis de los refugiados en los medios de comunicación”, celebrada en la Biblioteca, en la que ACCEM, Cruz Roja y Cáritas -tres ONGs que, además de tener una intensa actividad en Guadalajara, tratan de buscar refugio a los inmigrantes y realizan una incansable labor de sensibilización sobre esta problemática-. Fue el acto final de la campaña “Personas como tú, con derechos como tú”, que estas tres organizaciones han llevado a cabo desde el mes de abril, financiada por el Ayuntamiento de Guadalajara y la Coordinadora Provincial de ONGD, dentro de la cual también se celebró una marcha simbólica el 1 de octubre y otras charlas en los centros educativos.

Según cuenta Rubén Madrid en su crónica de Cultura En Guada del acto -del que fue moderador-; “el debate se prolongó durante casi dos horas ante un centenar de asistentes en el Salón de Actos de la Biblioteca Pública de Guadalajara”, y “contó con animadas participaciones desde el público”. Otro tanto ocurrió días antes en un acto similar -también protagonizado por un reputado reportero de guerra como José Antonio Guardiola– pero en la sede el Archivo Provincial y tras la inauguración de la exposición del fotoperiodista Gervasio SánchezTitulada “La guerra no es un espectáculo”, la muestra -que se puede visitar hasta el próximo 15 de enero en el Palacio del Infantado- recoge en 129 instantáneas un resumen de los 40 años de intensa vida profesional de este cordobés que ha sido testigo con su cámara de los conflictos más sangrientos provocados por el hombre en todo el mundo y que son el origen de todos estos males, contra el que este grupo de activistas alcarreños quieren luchar, poniendo un humilde grano de arena en este desierto de apatía generalizada.

2016-11-25_gervasio-samchez-34-4a-ret

Una de las instantáneas de la exposición “La guerra nos es un espectáculo, que se puede ver en el Infantado. // Foto: Gervasio Sanchez

En estas últimas semanas, casi todos hemos asistido atónitos al triunfo del excéntrico multimillonario Donald Trump en las elecciones norteamericanas, y se nos ponen los pelos de punta al oír su amenaza de construir un muro con Méjico que impida la llegada de emigrantes latinos al país de las barras y las estrellas y la expulsión sin contemplaciones de los que ya esta dentro. Quizás esto nos debería hacer reflexionar sobre si no es muy diferente la política que de hecho lleva a cabo ya Europa en general y España en particular blindando nuestra fronteras sur de Ceuta y Melilla con insalvables vallas y centros de internamiento que son como cárceles para los extranjeros ilegales. Allí, en Estados Unidos, criticamos más al malo porque nos pilla muy lejos y, quizás, porque los latinos nos caen más simpáticos por nuestros lazos históricos con ellos. Sin embargo, aquí callamos porque la situación es justo la contraria: para un alarmante número de personas -véase el auge de organizaciones xenófobas y racistas en casi todos los países de Europa-, nosotros nos sentimos los invadidos y ese mismo muro lo vemos desde el norte con otros ojos, desde luego mucho menos críticos.

Y no hay que limitarse a ver el telediario con el morro torcido cuando pasan esas terribles imágenes de seres humanos jugándose la vida por buscar una vida mejor para ellos y sus familias, o firmar en plataformas por internet: “Queremos vivir en una ciudad y una provincia de acogida, que abran sus puertas a quienes llegan aquí con la esperanza de encontrar protección y un futuro mejor” dicen los miembros de este grupo, invitando a sus vecinos más cercanos “a implicarse en iniciativas de apoyo a las personas inmigrantes y refugiadas, porque cualquier acción por pequeña que sea puede serles muy útil”. Para empezar, este manifiesto será enviado al Gobierno y a las autoridades municipal, provincial y regional, y anuncian que seguirán solicitando respaldo “para futuras acciones en favor de personas refugiadas e inmigrantes”. Sirva también este modesto espacio de El Hexágono de Guadalajara para apoyar la iniciativa e invitar a sus lectores a que se sumen a él.

Manifiesto del grupo Abriendo Fronteras Guadalajara

En la última década, las guerras han provocado la muerte de más de dos millones de menores y han dejado en situación de orfandad a un millón. Unos diez mil al año son víctima de las minas terrestres. Más de trescientos mil –la mayoría con menos de diez años sirven como soldados. La mayoría de las niñas en esa situación son sometidas, además, a diferentes formas de esclavitud sexual. Uno de cada seis menores en el mundo trabaja. Se estima que 8,4 millones sufren el sometimiento a esclavitud, pornografía y prostitución.

Estos datos, proporcionados por el ACNUR, muestran claramente los motivos por los que tantas personas buscan en plena infancia un futuro fuera de sus casas y sus países. Representan un porcentaje desproporcionado y creciente de quienes buscan refugio: siendo un tercio de la población mundial, son casi la mitad de los más de 60 millones de personas desarraigadas (Desarraigados: Una crisis cada vez más grave para los niños refugiados y migrantes, informe presentado en septiembre por la UNICEF). Cada vez hay un mayor número de menores cruzando fronteras por cuenta propia, corriendo un gran riesgo de explotación y abuso. En 2015, más de 100.000 no acompañados solicitaron asilo en 78 países: el triple de la cantidad de 2014.

La guerra de Siria, y las trágicas imágenes de huida de su población, han obligado a muchas personas a abrir los ojos a esta realidad. Porque nadie puede quedar impasible cuando se ahogan, huyendo, criaturas de cuatro años (ya han muerto 400 después de Aylan). Porque nadie puede quedar impasible sabiendo que (según la oficina Europea de Policía Europol), al menos 10.000 menores en situación de personas refugiadas han desaparecido sin dejar rastro al llegar a Europa. Porque podrían ser las nuestras.

Mientras haya motivos para huir, las personas seguirán huyendo. Por eso, un grupo de habitantes de la provincia de Guadalajara conscientes de que lo harían si se vieran en las mismas circunstancias, pide al gobierno que se abran nuestras fronteras y se habiliten mecanismos para acoger a cuantas pueda dar cabida la solidaridad de nuestra provincia. Empezando, desde luego, por las más de 17.000 que, según los convenios europeos, le corresponde acoger a España, de las que se han recibido menos de 500.

Al igual que la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), reclamamos al nuevo Gobierno 5 medidas urgentes para defender los derechos y la vida de las persona refugiadas:

  1. La retirada del apoyo de España al acuerdo entre la UE y Turquía, instando de forma inmediata a la suspensión de su aplicación y a su impugnación.
  2. La acogida de forma inmediata de las personas refugiadas que se encuentran en Grecia e Italia, en cumplimiento de los acuerdos de reubicación adoptado por el Consejo Europeo.
  3. La puesta en marcha de vías legales y seguras de acceso al procedimiento de asilo, habilitando la posibilidad de solicitar asilo en embajadas y consulados españoles; facilitando la emisión de visados humanitarios; cumpliendo con los compromisos adquiridos en materia de reasentamiento y aprobación de un programa ambicioso y permanente de reasentamiento; flexibilizando los requisitos de reagrupamiento familiar.
  4. La eliminación de los obstáculos de acceso al derecho de asilo, poniendo fin a las devoluciones ilegales de personas migrantes y refugiadas en las fronteras de Ceuta y Melilla; suprimiendo la exigencia de visado de tránsito aeroportuario impuesto en 2011 a personas de nacionalidad siria.
  5. La aprobación urgente del Reglamento que desarrolle la Ley de Asilo, pendiente desde hace más de siete años, y la construcción de un Sistema Europeo Común de Asilo que garantice los derechos de las personas refugiadas.

Pero no sólo exigimos medidas al Gobierno. Queremos vivir en una ciudad y una provincia de acogida, que abran sus puertas a quienes llegan aquí con la esperanza de encontrar protección y un futuro mejor. Por ello, reclamamos a nuestras autoridades locales y provinciales que no miren hacia otro lado y busquen urgentemente soluciones en la medida de sus posibilidades.

Finalmente, invitamos a Guadalajara a implicarse en iniciativas de apoyo a las personas inmigrantes y refugiadas, porque cualquier acción por pequeña que sea puede serles muy útil. En principio, les animamos a firmar este Manifiesto, que será enviado al Gobierno y a las autoridades municipal, provincial y regional. Y les anunciamos que este grupo seguirá solicitando su respaldo para futuras acciones en favor de personas refugiadas e inmigrantes.

Con estas peticiones queremos conmemorar este año el 20 de noviembre, Día Universal del Niño. Porque no deberían morir más criaturas huyendo por el Mediterráneo. Porque no podemos admitir que 10.000 menores sigan desaparecidos y no se haga nada para encontrarlos. Porque también son nuestras.

Firmado: Alberto Sanz, Blanca Calvo, Cristina Martínez, Mamen Sánchez, Paula Corina Moscuzza, Rubén Madrid, Sandra Ortiz y 36 personas más que formamos la plataforma Abriendo Fronteras Guadalajara y a las que puedes sumar tu nombre a continuación, enviando nombre y apellidos; DNI y correo electrónico a la dirección de mail abriendofronterasguadalajara@gmail.com.

 

Anuncios

Un pensamiento en “Abriendo fronteras desde Guadalajara

  1. Muchas gracias por hablar sobre el tema y por compartir el manifiesto. Sorprende lo poco que tratamos en los medios de la provincia este asunto, cuando tenemos el centro de refugiados de ACCEM en Sigüenza, ha habido varios activistas de Guadalajara en la Caravana a Grecia o echando un cable en los campos de refugiados, ha sido el tema del último Festival de Cine Solidario y, de manera general, hay tantas cosas que podemos hacer desde el ámbito local para afrontar este drama gigantesco, como demostró por aquí mismo Raquel Gamo: https://elhexagono.wordpress.com/2016/10/22/el-ejemplo-de-riace/.
    Solo una precisión, al hilo de la frase “al parecer, todo se empezó a pertrechar tras la celebración, el pasado miércoles 16 de una multitudinaria conferencia-debate titulada “La crisis de los refugiados en los medios de comunicación”. En realidad, las personas del grupo Abriendo Fronteras que firma y publica el manifiesto llevan de reuniones desde algunas semanas antes, a raíz de otras dos charlas de octubre en la Biblioteca y en el Rincón Lento. Esta plataforma ha surgido al margen de la mesa redonda organizada por Cruz Roja, ACCEM y Cáritas y de la interesante campaña en la que se enmarcaba.
    Por lo de más, mil gracias de nuevo por dar visibilidad a esta iniciativa. Una vez más, el Hexágono está siendo también aquí una grata excepción.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s