Odín vive en Albacete

Ernesto García, presidente del Círculo Odinista Europeo. // Foto: R.Serrallé (La Tribuna de Albacete)

Ernesto García, presidente del Círculo Odinista Europeo. // Foto: R. Serrallé (La Tribuna de Albacete)

Por Patricia Biosca

Odín, Thor, Loki… ¿les suenan esos nombres? Para muchos serán vagos recuerdos dentro de libros que alguna vez estudiaron; para otros serán adonis disfrazados en superproducciones de Hollywood con más músculos y melenas al viento que en cualquier portada de una revista de culturismo. Pero para unas 20.000 personas en España significan las divinidades a las que imploran en vez de a Jesucristos, Mahomas o Poderosos Don Dinero. Y lo mejor de todo: han establecido uno de sus principales templos nada más y nada menos que en Albacete.

Se hacen llamar “odinistas”, y se agrupan en la Comunidad Odinista de España (COE): una religión neopagana, reconocida por el Ministerio de Justicia en 2007, la primera reconocida como politeísta. Según cuentan en un reportaje reciente publicado en El Español, este tipo de creyentes suele enmarcarse en dos tipos de grupos: el más mayoritario sería el oriundo de la cornisa Cantábrica, sobre todo Galicia y Asturias, quienes rondan los cincuenta años y llevarían practicando el paganismo (si es que se puede practicar) varias décadas. Después habría llegado una corriente que se sitúa en el Levante, quienes son jóvenes que no superan los 30 y llegaron a esta antigua creencia, aunque suene paradójico, a través de internet. A la mayoría les une la música, sobre todo el rock y el metal, si bien también hay una corriente llamada “watanismo”, cuyo lazo es la política de extrema derecha. De todas formas, el COE no reconoce este movimiento y quiere desligar política de religión.

El caso es que se escogió Navas de Jorquera, un pueblecito de Albacete con apenas medio millar de habitantes, porque el lugar tiene “siglos de antigüedad perteneciente a nuestros ancestros”, aseguran desde la página web oficial del sitio. En su defensa, quien escribe aclarará que los primeros documentos fechados hablan de los siglos XII y XIII, pero que la tradición oral afirma que existe un camino que habría sido crucial para los romanos allá por el I después de Cristo, fecha que puede ser más de los “primos” de los adoradores de Odín. La historia en realidad es menos romántica y más pragmática: “Es aquí, en mi pueblo, en unos terrenos que tenía mi padre, donde hemos restaurado el primer templo Odín del mundo”, explicaba Ernesto García, presidente de la agrupación, a la Tribuna de Albacete hace un par de años por qué escogieron este lugar y no otro. Además, el padre del cabeza de la religión en España, quien ya la practicaba antes que su hijo, está enterrado entre los muros reconstruidos de este lugar, que se asienta sobre nueve valores: coraje, verdad, honor, fidelidad, disciplina, hospitalidad, laboriosidad, confianza y perseverancia.

Aunque desde la orden aclaran que el Templo de Gaut pertenece a esta religión desde hace poco, sobre el 2005, cuando comenzaron a hacer “reformas”. Todo comenzó con el Walpurgis ese mismo año -el Halloween pagano, ya que se trata de la “noche de brujas”-, momento desde el cual no ha dejado de “adquirir una energía poderosísima” que afirman que produce que todas las peticiones a sus deidades hechas desde este punto “sean escuchadas”. “Desde este sitio los dioses pueden oírnos de forma muy clara de manera que podemos comunicarnos con ellos con facilidad”, aseguran en la página web. Con esto se demuestra fehacientemente que son una agrupación totalmente separada de la política, pues si fuera verdad lo de los deseos, quizá los informativos y los periódicos serían más amables, quién sabe.

“Nos tachan de locos y lo asumimos. El Odinismo no es para todo el mundo ni para la humanidad, debido a que está enraizado en una interpretación de los fenómenos humanos y sagrados específicos”, afirman tajantes. Es posible que sea difícil de comprender. Pero aún así doy gracias a Odín por descubrirme esta historia tan maravillosa sobre irreductibles paganos que hacen rituales en la comarca de La Mancha que, si fuera película, estaría dirigida a pachas entre Amenabar y Almodovar. No sé si alguno pidió salir en El Hexagóno, pero si es así, que lo indique en los comentarios. ¡Hail, Ostara!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.