Una casa para cada vecino

Por David Sierra

“Bulevar Clara Campoamor. Se Vende. Nueva promoción. Viviendas de dos, tres y cuatro dormitorios. Desde 156.500 euros.”. Es uno de esos nuevos carteles con luces led que han empezado a proliferar por los escaparates de las innumerables promotoras inmobiliarias que han comenzado a surgir con el devenir de la crisis. El ladrillo vuelve a estar de moda. Una vuelta por las principales calles de esta Guadalajara que tanto ha mamado de él, lo pone de manifiesto. Los formatos en los que se exponen las ofertas no se han modificado, apenas. La ciudad recupera el paisaje de cristaleras inundadas de carteles con oportunidades de viviendas de nueva promoción y de segunda mano en venta.

inmobiliaria

Si completamos ese recorrido por los extraradios de la capital alcarreña, el panorama es aún más revelador. Por fin se ven grúas rascando los cielos. Que se mueven y tornan sus brazos subiendo y bajando materiales de obra. Hace unos años se podían contar con los dedos de una mano. Ahora hacen falta los de un amigo y nos quedamos cortos. El sector resurge de sus cenizas y, con él, todo lo que fluye a su alrededor. Electricistas, fontaneros, comercios de muebles, montadores, soladores y así hasta más de un centenar de profesiones vuelven a beneficiarse de un sector que tiene visos de convertirse de nuevo en el sustento de la bonanza económica de esta tierra. En consanguineidad con la logística y, por desgracia, en detrimento de la industria y el llamado I+D. El vicealcalde de Guadalajara, Jaime Carnicero, destacaba recientemente el buen ritmo que existe en la concesión de licencias en materia urbanística, “lo que demuestra la recuperación del sector inmobiliario”, decía. Y como muestra daba un dato. Que los niveles de concesión actuales superan los registrados en 2005. Y todos contentos, porque eso significa que de nuevo el impuesto de construcciones y obras genera suculentos ingresos a las arcas municipales, superándose ya lo que había previsto.

El modelo urbanístico sobre el que Guadalajara pretende nuevamente consolidar su situación económica y de futuro, con la mirada puesta en Madrid es el mismo que ha llevado a una provincia como Ávila a ser noticia en estos días por las consecuencias de ese mismo esquema. El digital informativo El Confidencial revelaba en una de sus informaciones que esta provincia también limítrofe con la capital del reino se había convertido en la primera en disponer de más viviendas que habitantes. Las razones en las que se sustentaba el dato se centraban principalmente en la especulación urbanística – en Guadalajara se podría dar un máster sobre esta materia – junto con el envejecimiento de la población y la despoblación de buena parte de su territorio.

Evo_hb_casas

                                                                                                                 Fuente: El Confidencial.

Ávila planeó la estrategia urbanística que le ha llevado a esta situación en torno a una infraestructura que nunca llegó: la línea de AVE prometida a principios de siglo por el entonces ministro de Fomento, Francisco Álvarez Cascos y avalada por el también ministro, y además abulense, Ángel Acebes, que en esa época ocupaba la cartera de Justicia. El proyecto no avanzó durante el Gobierno de Zapatero y la posterior llegada de Rajoy al frente del Ejecutivo y ya en plena crisis, permitió que la idea siguiera vigente, alentando la especulación en torno a la ciudad, que conectaría a través de railes con Madrid en poco más de media hora. O eso, al menos, continuaban vendiendo.

Convertirse en dormitorio de Madrid fue para Guadalajara mucho más sencillo por su cercanía geográfica. El AVE, en la modalidad de ‘obra fantasma’ sí llegó, pero sin beneficios públicos. Que los privados son ya otro cantar. Los vaticinios, plasmados en informes interesados que situaban al Corredor del Henares como un auténtico cauce del bienestar empresarial, derivaron en la desvirtuación del entramado urbanístico de muchos municipios con consecuencias fatales que terminarían pagando posteriormente. El negocio urbanístico sin control también dejó tocada con la crisis a Guadalajara.

Y con ello se fueron al garete todos los estudios preliminares que, bajo este modelo especulativo, ofrecían fórmulas mágicas para frenar una despoblación ya acuciante y que incentivaban a los jóvenes a repoblar esas zonas rurales convertidas en residenciales, invitados por las bonanzas de un espacio idílico sin renunciar a la vorágine laboral de la gran urbe.

mapaDespués de la desmedida construcción y la posterior sangría de edificios vaciados por obligación -bien por impagos o bien porque nunca fueron ocupados – y la consecuencia de su pérdida de valor, Guadalajara se sitúa ahora, dentro del mapa que expresa el número de habitantes por vivienda ocupada, en la peligrosa franja del 1 al 1,5 con datos similares a los de Cuenca, Soria, Teruel o Segovia. Y en algunos pueblos del interior de la provincia esa cifra está muy cercana al cero de media, es decir, que no llegan a tener ni tan siquiera una persona por inmueble residencial. O lo que es lo mismo, la más absoluta despoblación. E indicadores como la tasa bruta de natalidad evidencia que la tendencia a la baja en el número de nacimientos desde 2008 difícilmente pueda revertirse cuando la mortalidad, como consecuencia de una población cada vez más envejecida, tiende a todo lo contrario y no para de crecer. En Guadalajara, aún no tocamos a casa por habitante, pero vamos hacia ello.

natalidad

                                                                                                                                                            Fuente: INE

A Guadalajara le sobran edificios vacíos. Tantos como solares abandonados. A Guadalajara le sobran carteles de “Se vende” colgados de los balcones y en propiedad de fondos buitre y bancos. A Guadalajara le faltan estrategias que permitan adecuar la demanda de vivienda que el mercado revela que existe entre nuevas familias y jóvenes a una realidad más alejada de la coyuntural. A Guadalajara le siguen faltando barrios y pueblos habitados y le siguen sobrando inmuebles inertes de valores estafados.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.