Fin del maleficio

Por David Gómez

Lance del partido entre el Quabit Guadalajara y el Puente Genil

Se acabó la maldición. Y de qué manera. El Balonmano Guadalajara había visitado en cinco ocasiones la cancha del Polideportivo Municipal alcalde Miguel Salas en Puente Genil. Jamás los morados se habían marchado de tierras andaluzas con un triunfo. Hasta el sábado. Este fin de semana, el equipo de César Montes devoró cualquier estadística. No hubo factor psicológico que pesara en los jugadores. Más bien, todo lo contrario. El Quabit dio una auténtica exhibición en la localidad cordobesa y aniquiló por completo a su rival.

Mentalizados de que aquella debía ser su tarde, los alcarreños salieron a la pista dispuestos a saltar la banca. Un hombre se propuso brillar por encima de cualquiera. Ese era José Javier Hombrados. La leyenda completó una de sus mejores actuaciones como profesional y finalizó el partido con un espectacular 50% de acierto. 46 años tiene el tipo, o eso dicen. Porque ‘Jota’ es atemporal. Cuatro minutos tardó el Ángel Ximénez Avia en perforar su portería por medio de un desacertado Rudovic. Para cuando quiso marcar el segundo, el Guadalajara ya iba por seis. El ataque visitante funcionaba a las mil maravillas y Javi García destrozaba la defensa cordobesa desde los seis metros.

Con el Puente Genil colapsado en la faceta ofensiva, solo la figura de Álvaro de Hita sostenía a los suyos. Por momentos, el partido se convirtió en un duelo de pistoleros. Hombrados y el ex guardameta morado lo detenían todo. Eso no impidió al Guadalajara alcanzar la máxima diferencia de cinco dianas con un siete metros de Chema Márquez (6-11, min.21). A partir de entonces, llegaron los peores minutos arriacenses. El Puente Genil logró endosar un parcial de 3-0 que apretaba el luminoso. Sin embargo, un gol de Víctor Vigo en inferioridad numérica y el notable desacierto de los locales dejaron la ventaja en cuatro goles al descanso (9-13, min.30).

La segunda parte desató la furia del Guadalajara. Bajo palos, Hombrados era una muralla impenetrable. En ataque, la conexión entre Chema Márquez y Javi García resultaba indetectable para la defensa pontanesa. Por ello, en apenas siete minutos, el Quabit se había ido ya a los ocho goles de distancia (11-19, min.37). Trató de reaccionar el Puente Genil tirando de orgullo, pero la reacción local se quedó en cinco goles de distancia. Si en algún momento pudieron aparecer los fantasmas, estos se diluyeron de un plumazo. En los últimos diez minutos, el Quabit solo encajó dos dianas. Un bagaje demasiado pobre de los de Julio Ruiz, impotentes ante la colosal actuación de Hombrados. Finalmente, el Guadalajara logró una abultadísima victoria (20-31) que lo aúpa a los puestos altos de la tabla. La próxima jornada, los morados se medirán con el Bada Huesca en la pista del David Santamaría.

El Marchamalo dilapida sus opciones de liderato en Albacete

No hubo fútbol de Tercera en la ciudad de Guadalajara. Los trabajos de mejora y mantenimiento del césped del Pedro Escartín obligaron a aplazar el encuentro entre el Club Deportivo Guadalajara y el Calvo Sotelo Puertollano para el miércoles 31 de octubre a las 20:00 horas. Con este parón, los chicos de Javi Meléndez disputaron dos amistosos para no perder el ritmo de competición. En el primero, el Dépor se impuso por 4-0 al Dínamo Guadalajara con un tanto de Cacha, otro de Lautaro y dos de Adolf. En el segundo, este viernes, los morados golearon al Hogar Alcarreño por 5-1. Su siguiente compromiso oficial será este fin de semana frente al Mora.

Sí jugó el Club Deportivo Marchamalo. El cuadro de ‘Nito’ Alonso llegaba a la Ciudad Deportiva Andrés Iniesta como la principal sensación de este inicio de temporada en el Grupo XVIII de Tercera División. Tres victorias en cuatro partidos completaban el impresionante bagaje de los gallardos en este comienzo de campaña. El último triunfo frente al Toledo había espoleado a los verdillos hacia la segunda plaza. Todo parecía salir a pedir de boca también en Albacete… hasta el 77′. En un cuarto de hora, las ambiciones marchamaleras se derrumbaron como un castillo de naipes.

Hasta entonces, el Marchamalo había estado impecable. Cierto es que entró mejor el Atlético Albacete. Yaimil y Miguel Ángel fueron los primeros en amenazar los dominios de Juli con dos remates desviados. Poco a poco, la presión alta del Marchamalo fue surtiendo efecto. Una vez disipado el arreón inicial del Albacete, los visitantes comenzaron a cercar el área rival. Aitor Rubio fue el primero en probar los nervios de Darío Ramos controlando un balón largo al espacio y quedándose mano a mano con el arquero. Sin embargo, su definición no fue acertada. El cancerbero local quiso erigirse como protagonista y, a la media hora, detuvo un remate franco de Dani Cabanillas tras un centro de Aitor por la derecha.

Superada la pausa de hidratación, el Marchamalo asestó el primer golpe. Aitor Rubio volvió a percutir por la derecha y, esta vez, Dani Cabanillas no perdonó. El delantero gallardo confirmaba su estado de gracia con su cuarto gol en cinco partidos. Buscó la reacción rápida el ‘Alba’ con un buen disparo de Rabadán que Juli pudo despejar. El 0-1 en contra obligó al Atlético Albacete a poner toda la carne en el asador para la segunda mitad. Lejos de sentirse incomodado con ese guion, el Marchamalo se parapetó atrás y buscó los espacios a la contra. En una de esas meteóricas salidas al contraataque, Adolfo batió a Darío Ramos con un disparo raso.

Quedaba menos de media hora y la distancia parecía prácticamente insalvable. Más aún por la sensación de solidez que estaba dejando el conjunto visitante. A falta de un cuarto de hora para la conclusión, solo un milagro podía salvar a los manchegos de rescatar un punto. Parecía posible después de que Álvaro García diera esperanzas a los suyos con un cabezazo directo a la escuadra. Sin embargo, el desastre fue de proporciones apocalípticas. En el 88′, Juan superó a Juli con un disparo cruzado que llevaba el delirio a la grada del Andrés Iniesta. Los gallardos, descompuestos, terminarían descosiéndose y encajando el tercero en el 91′ en un libre directo de Dani. La incredulidad se tornaba en hundimiento cuando Varo cerraba la debacle con el 4-2 definitivo. Ver para creer. Con todo a favor, el Marchamalo había dejado escapar la posibilidad de ser líder. La visita del Villarrobledo ofrecerá la oportunidad de curar las heridas.

El Villarrubia se cuela en la fiesta del Azuqueca

Ambiente de jolgorio en Azuqueca de Henares. El San Miguel se vestía de gala en la Semana Grande de las Ferias y Fiestas azudenses. El Villarrubia llegaba a la localidad guadalajareña como invitado improvisado. Los blanquiazules no eran, desde luego, el rival más adecuado para celebrar una fiesta. Así lo demostraron. El cuadro manchego se mostró mucho más superior y eficaz que los rojinegros. No saltó mal al campo el conjunto de Manolo Alfaro -que se enfrentaba a su ex equipo-. Gracias a un buen posicionamiento táctico, los azudenses consiguieron sostener el talento del Villarrubia en los primeros compases del encuentro.

Superado el cuarto de hora, el Villarrubia comenzó a hacerse con los mandos del juego. Nando Copete había avisado en el 14′ con un centro-chut que desviaba Nacho. A la siguiente, el ‘9’ madrileño no perdonó. Centro de Domenech desde la derecha y remate del ex jugador del Dépor en el segundo palo. Letal. Trató de no ponerse nervioso el Azuqueca con la desventaja, pero el Villarrubia lo desbordaba con su talento y efectividad. En el 27′, Domenech anotó un auténtico golazo de libre directo. El San Miguel se levantó para aplaudirlo. No era para menos. El 0-2 destrozó al Azuqueca, que ya fue un muñeco de trapo a merced del Villarrubia. La conexión Nico Cháfer-Nando Copete estuvo cerca de incrementar la diferencia visitante, pero Nacho evitó males mayores.

La amplia diferencia obligaba al Azuqueca a reaccionar. Alfaro tiró de toda su artillería. Con Gorka y Lucas sobre la cancha, los rojinegros buscaron por todos los medios conectar con sus hombres de ataque. No pudieron. El Villarrubia resultaba ser un equipo completamente impenetrable. Desesperados, los azudenses terminarían encajando el 0-3 en el 78′ con un disparo de Pablo desde la frontal del área. Solo Borja Cabanillas pudo maquillar un resultado justo y que refleja la superioridad de un Villarrubia destinado a hacer cosas grandes en Tercera esta temporada. El Azuqueca, simplemente, juega en otra Liga.

‘Set’ a domicilio de un Dínamo colíder

Once del Dínamo Guadalajara en Vicálvaro | Foto: Dínamo Guadalajara

El Dínamo Guadalajara continúa imparable en este comienzo de Liga. El cuadro verdinegro aplastó al Olímpico de Madrid en Vicálvaro con una goleada sonrojante: 1-6. La primera parte del cuadro alcarreño fue sencillamente colosal. El juego coral de las de Alberto Mendoza se tradujo en una manifiesta superioridad y en una borrachera de goles. A los 12 minutos, las dinamistas ya se encontraban por delante con un precioso tanto de Rachael. La norteamericana aprovechó una gran combinación de Teresa Cabeza y Vicky Conde para plantarse frente a Marta y anotar el primero. Un minuto más tarde, Angy Sanchís veía el desmarque de ruptura de María Barrios para que la delantera volviera a anotar con la elástica verdinegra más de un año después.

Le salía todo a pedir de boca al Dínamo. La pareja Rachael-María Barrios resultaba mortífera para la defensa del Olímpico de Madrid. En el 17′, Rachael firmaba su ‘doblete’ particular con un disparo a la media vuelta desde la frontal del área. Quinto gol de la estadounidense, que está demostrando ser la buque insignia de una plantilla temible. Los espectadores neutrales que habían acudido al campo de Vicálvaro disfrutaban de la exhibición de fútbol y goles que estaban ofreciendo las arriacenses. Tal vendaval de fútbol de ataque se materializó con el cuarto tanto. Una jugada sublime al primer toque la culminó Rachael con un centro desde la línea de fondo que la defensa local desvió al fondo de la red.

El 0-4 no hizo que el Dínamo bajara el pistón. La reanudación fue igual de fulgurante. Quizás ahí se halle el secreto de este renovado equipo. No hay bajones físicos ni fisuras mentales. De ahí su regularidad. En el 58′, Vicky Conde encontró el merecido premio a su partidazo definiendo con acierto un pase de la muerte de Rachael. Una vez conseguida la ‘manita’, el Dínamo bajó notablemente sus prestaciones y se dejó llevar. De esa manera, el Olímpico terminaría encontrando el gol del honor en el tramo final. No debió sentar muy bien ese tanto en las filas dinamistas, que se reactivaron y terminaron por cerrar su goleada con otro tanto en propia puerta tras un centro de Recio.

De esta manera, el Dínamo se mantiene 2º en la clasificación del Grupo V de la Segunda División Femenina con 9 puntos y una diferencia de goles de +9 (11 tantos a favor y 2 en contra). Solo el Tacón con 10 tantos anotados y ninguno encajado posee mejor bagaje que las verdinegras. El próximo compromiso del Dínamo será este domingo en el Jerónimo de la Morena frente a un rival directo: el Pozuelo de Alarcón.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.