Maneras de perder

Por David Gómez

Lance del partido entre el Socuéllamos y el Guadalajara | Foto: Club Deportivo Guadalajara

La crítica situación que vive el Club Deportivo Guadalajara no invita a buscar aspectos positivos para describir la séptima derrota en ocho partidos con Sergio Zanetti en el banquillo. Menos aún cuando la diferencia con respecto a la salvación se ha visto incrementada. Pero sí, el Dépor es otro. Es una certeza. El cuadro morado mostró en la casa del líder su mejoría y a punto estuvo de sorprender al intratable Yugo Socuéllamos. La misión de puntuar en el Paquito Giménez se antojaba altamente complicada desde antes de empezar el encuentro. Los azulones llegaban al partido con una racha acumulada de siete victorias consecutivas. Una tendencia totalmente contrapuesta a la del Dépor, necesitado de puntos para salir de los puestos de descenso a Preferente.

Sin embargo, la diferencia sobre el césped no fue tanta. El Guadalajara entendió desde el inicio la importancia del partido y salió muy metido al terreno de juego. Tanto es así que, a los cinco minutos, Hornero anotara el 0-1 después de controlar un magnífico pase largo de Juanra y colocar un disparo inapelable a la cepa del poste. El estupor de la hinchada local era mayúsculo ante lo que estaba viendo. El Dépor, mientras tanto, seguía ahogando la salida de balón de los locales. Domenech pudo incrementar la distancia con un zapatazo lejano que no sorprendió a Arellano por poco.

Al Socuéllamos le costó mucho entrar en el encuentro. Superado el cuarto de hora, los hombres de Mario Simón empezaron a controlar con mayor comodidad la posesión, aunque sin generar excesivas ocasiones de peligro. El Deportivo, por su parte, se encontraba a gusto replegado atrás y esperando salir con velocidad al contraataque. Sin embargo, cuando más estabilizado estaba el partido, un absurdo penalti de Cristofer sobre Chupi provocó el tanto del empate de Parada. El 1-1 espoleó al Socuéllamos, que salió de los vestuarios convencido de ir a por la victoria.

Dos minutos duró la resistencia morada en el segundo acto. Fue el tiempo que tardó Borja en certificar la remontada socuellamina con un buen tanto. La ventaja en el luminoso dio mayor tranquilidad al Socuéllamos, que controló el balón con suficiencia y dispuso de bastantes ocasiones para incrementar la ventaja. La falta de puntería local hizo que el Dépor tuviera opciones en el partido hasta el tramo final, cosa que nadie preveía antes del comienzo. Por ello, el Yugo terminó sufriendo ante un Dépor que se fue de vacío, pero cayó con honor y orgullo frente a un rival de otra Liga. Existen mil maneras de perder. Esta, sin lugar a dudas, refuerza a los morados de cara a la final que disputará la semana que viene con el Almagro. Jugando así, será difícil no ganar.

El Azuqueca se consolida en media tabla a costa del Mora

El Club Deportivo Azuqueca recuperó la senda del triunfo en Las Delicias después de dos derrotas seguidas en Liga. El equipo de Manolo Alfaro consolidó su posición en la mitad de la tabla con una victoria clara y contundente frente al Mora (0-2). Los rojinegros se mostraron muy sólidos en defensa y generaron las suficientes ocasiones como para no sufrir a la hora de amarrar los tres puntos. El Azuqueca salió desde el comienzo con las intenciones muy claras: control de balón e intensidad en la presión. El monopolio rojinegro de la posesión se tradujo rápidamente en ocasiones. Toni se convirtió en el héroe moracho al desviar primero un libre directo de Ramiro y un disparo peligroso de Pancorbo después.

La realidad del Mora era completamente diversa. Los toledanos eran incapaces de inquietar las inmediaciones de Ropero. Las dificultades fueron mayores para los locales cuando, en el 38′, Maqueda se veía obligado a sustituir a Mode debido a una grave lesión. Pese a que el marcador se marchó igualado al descanso, parecía cuestión de tiempo que el Azuqueca diera el golpe de gracia a su rival. Entre esas, fue el Mora el primero que estuvo a punto de sorprender a Ropero con un fuerte disparo de Correa. Sin embargo, fue solo un espejismo.

Al Club Deportivo Azuqueca le quedaba todavía una baza inédita: la de Borja Cabanillas. El talentoso extremo alcarreño mostró todas sus armas superada la hora de juego. Suyo fue el tanto que abrió la lata para el Azuqueca. Su certero remate lo acusó el Mora, que se vino abajo ante la fortaleza exhibida por los visitantes. Guiados por Borja, los rojinegros encontraron el 0-2 en una contra letal finalizada por Ramiro. Con apenas un cuarto de hora por delante, el Mora se limitó a bombear balones factibles al área que no amenazaban a Ropero. Así pues, los tres puntos viajaron a la provincia para situar al Azuqueca 10º con 35 puntos.

El Marchamalo toca fondo con el Quintanar

El Club Deportivo Marchamalo ha tocado fondo. El equipo de ‘Nito’ Alonso dejó a su entrenador en una situación límite después de acumular su sexta derrota en 2019. Solo un punto de los 21 disputados es el paupérrimo bagaje del cuadro gallardo desde el mes de enero. Una situación que ha llevado a los verdillos a situarse 17º con tan solo tres puntos de ventaja sobre el descenso. La goleada encajada en casa frente al Quintanar del Rey (0-3) ha desnudado todas las carencias de una escuadra sin aparente capacidad de reacción.

No puede haber excusas. El técnico marchamalero contaba con casi toda su artillería para competir con un equipo de la media tabla. Y sin embargo, el correctivo de los conquenses fue humillante. El Marchamalo duró lo que tardó el Quintanar en ponerse por delante. Los gallardos entraron mejor al partido con dos ocasiones de Miguel Pérez y Cheki en los primeros minutos de juego. La falta de pegada local fue ajusticiada por el Quintanar, que aprovechó la primera que tuvo en el 9′ gracias al acierto de Abderrahim.

Ahí se hundió el Marchamalo. El resto del primer tiempo fue un vendaval de los chicos de Sepúlveda, que no hicieron más leña del árbol caído porque sus hombres de referencia estuvieron desacertados de cara al arco. Solo el 0-1 daba vida a un Marchamalo hundido, pero ni por esas. Ni los gallardos son el equipo de antes ni La Solana es ese campo temible que hacía ‘pinchar’ a todos los grandes del campeonato. El Quintanar jugó la segunda mitad con absoluta comodidad. ‘Nito’ Alonso buscó una reacción con la entrada de Aitor Rubio e Illana pudo igualar la contienda. Sin embargo, fue de nuevo Abderrahim quien ajustició a los locales con su velocidad para servir a Amalio el 0-2.

Las lesiones, la desventaja y la horrible tendencia de resultados dejaron al Marchamalo sin capacidad de reacción. En el descuento, Ballesteros redondeó el marcador con un tanto en propia puerta. Para entonces, La Solana era un clamor. El público ha perdido la paciencia tanto con su técnico como con parte de sus jugadores. Urge una reacción inmediata. De lo contrario, la amenaza de la Regional Preferente será más real que nunca.

El Balonmano Guadalajara prolonga su crisis en Huesca

El Balonmano Guadalajara sumó una nueva derrota este pasado viernes en la Liga ASOBAL tras caer por la mínima frente al Balonmano Huesca (26-25). Tal y como sucedería en partidos anteriores, el equipo de César Montes pagó su desacierto en la segunda parte y se dejó remontar por su rival. Y es que la primera parte volvió a mostrar la mejor versión alcarreña. El Quabit salió a la pista del Palacio de los Deportes con las ideas claras y no tardó en aprovechar las primeras superioridades para colocarse con tres goles de renta (1-4, min.6).

Pudo igualar el Huesca esa desventaja, pero de nuevo el acierto de Hombrados bajo los palos y del mejor Chema Márquez permitieron al Guadalajara adquirir una renta de varios goles de ventaja. Jorge Broto, el cancerbero oscense, era el único capaz de contener la superioridad morada y minimizar los daños para los locales. De este modo, la diferencia en el descanso solo se fue a los dos tantos (12-14). La segunda mitad fue otra historia. Pese a que el lanzamiento exterior sostuvo al Quabit durante algunos minutos, el Bada Huesca empezó a ajustar su defensa y a recuperar la distancia perdida. Ni el tiempo muerto de César Montes a los diez minutos del segundo período detuvo la tendencia.

El partido oscilaba entre mínimas ventajas del Huesca e igualadas del Guadalajara. Por entonces, Adrià Pérez ya se había erigido como la figura del partido en ataque. Los últimos compases del encuentro fueron extremadamente igualados. Sin embargo, dos últimas posesiones desacertadas del Quabit terminaron decantando la balanza para el Bada Huesca, que se mantiene 5º con 24 puntos. El Guadalajara, por su parte, desciende hasta la 12ª plaza de la tabla. Sin embargo, los morados permanecen todavía con un colchón de seis puntos por encima del descenso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.