Los números que no cuadran

DD0293EE-D5C4-9F6A-F7E879B404160DCA

Primera rueda de prensa del consejero de Sanidad de Castilla-La Mancha informando sobre el primer afectado de coronavirus en la región. // Foto: JCCM

Por Patricia Biosca

Mi relación con las matemáticas es de amor-odio total: me encanta la sensación que produce resolver un problema, pero no tengo una mente a la que le resulte natural “echar cuentas” -de hecho, todo lo contrario-, por lo que me suelo frustrar y avergonzar muy a menudo en situaciones como el reparto de la cuenta de la cena con mis amigos. Las matemáticas son un lenguaje aparte. Hay quien incluso las ha llamado “el idioma de la naturaleza” o, los más pretenciosos, “el código oculto de Dios”. Yo no sé si es porque la espiritualidad la llevo regular, pero como les cuento, no es lo mío. Pero no estoy sola: parece que a los políticos tampoco les salen las cuentas. Y si no, miren las cifras de afectados por Covid-19 de los últimos días. 

El domingo, la hipocondríaca de mi hermana me escribía un mensaje. A ella tampoco se le daban bien las matemáticas, pero tonta no es. Por eso le había llamado la atención los datos que daba el Gobierno regional de nuevos afectados en el último día por coronavirus: 27 en toda la comunidad, solo 20 en Guadalajara. Apenas un par de horas más tarde, el Ejecutivo de Sánchez notificaba 48 diagnósticos positivos en toda España en el último día. Sin tener siquiera que hacer la “cuenta de la vieja”, y sabiendo que solo la Comunidad de Madrid había registrado 123 nuevos casos en un día, es evidente que los cálculos no salen. Ni a ella, ni a mí ni a nadie que sepa sumar dos más dos y no le dé cinco, como a Radiohead.  

Como los números son escandalosos, busco información al respecto. Porque vale que no soy muy ducha con esto de las cifras y, a veces, se me olvida que me llevaba una. Pero esto pasa de castaño oscuro. Y es así como me entero de que en las estadísticas oficiales en realidad se detallan 323 casos nuevos en toda España, que se obtienen de restar el total de contagios registrados el día previo (243.605) menos el del día en cuestión (243.928). Esos datos sí que cuadrarían con los ofrecidos por los gobiernos autonómicos. Pero no con los aportados por Fernando Simón. Sanidad se escuda en decir que “solo detalla en sus cifras los contagios diagnosticados el día previo” y que le salen 48. He estado un rato jugando con los números, a ver si sacaba ese 48 de algún lado. Pero ni haciendo raíces cuadradas locas o averiguando el logaritmo neperiano de la curva consigo llegar a ese “Nirvana” prometido al resolver el acertijo. 

Apuesto a que no son muchos los que han hecho este ejercicio (porque los deberes de matemáticas eran los más aburridos, eso es así. Aunque yo siempre fui una empollona). Y así es como las redes empezaron a arder. Los policías de balcón ahora también bajan a la calle, y no les falta el ábaco para achacar estos casos a que han visto grupos de más de diez personas (para estos matemáticos de barrio: desde fase 1 es una práctica que se puede llevar a cabo. Y estamos en fase 3 al borde de la “nueva normalidad”), a que las terrazas están llenas o que ya han abierto los bares. Por supuesto, la mayoría se olvida de manifestaciones multitudinarias según su color político -yo no sé si es el confinamiento y las ganas del “piel con piel”, pero creo que hay gente que se ha salido a la calle a quejarse más estas dos últimas semanas que en toda su vida-, que ahora parecen haberse puesto de moda. Muchos claman por mayor represión policial, porque continúen las multas y vaticinan otro desastre apocalíptico desde su púlpito en las redes sociales. Pocos hay que llamen a la calma. Triunfa la teoría del caos

Yo sigo tan perdida como cuando estudiaba las integrales: no entiendo nada. Y encima la  la explicación no es fácil. Creo que ni siquiera racional, aunque se parapeten detrás de números diciéndonos que sí. Aún así, como en el instituto, sigo con el regusto de que la aplicación práctica de todo esto solo servirá a unos pocos. Aquellos que utilizan los números para mostrar la realidad que les apetece en cada momento. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .