Muerto el perro, se acabó la rabia

Por David Sierra

Mientras desde la oficina o despacho del Comisionado para el Reto Demográfico de Castilla La Mancha trabajan para consensuar el texto normativo que pretende perfilar las políticas y medidas económicas, sociales y tributarias frente a la despoblación de la región y que el ejecutivo autonómico tiene en mente aprobar a lo largo de esta primavera, la realidad continua dando mazazos al medio rural, en esta ocasión desde el propio Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana que lidera el socialista José Luis Ábalos.

Hace unas semanas, el concreto el pasado 11 de febrero, la Plataforma en Defensa del Autobús Soria-Guadalajara-Madrid formada por 26 municipios de la provincia alcarreña, remitía un escrito a la Dirección General de Transporte Terrestre mediante el que solicitaban el restablecimiento de las expediciones que fueron suprimidas durante la declaración del estado de alarma el pasado año a consecuencia de la crisis sanitaria ocasionada por el Covid-19. Estos viajes eran los correspondientes a los martes, miércoles, jueves y sábados de tal forma que. desde que se interrumpieran, el único servicio mantenido por la empresa concesionaria se limita a expediciones en ambos sentidos los lunes, viernes y domingos, con salida de Soria a las 09:30 h. y salida de Madrid a las 16:00 h.

El pasado 25 de febrero, ese departamento ministerial respondía a la demanda de la Plataforma rechazando su solicitud y argumentando lo siguiente: “A la vista de los horarios que se venían realizando en esta ruta previamente a la crisis, similares a los actuales, no parece que se estuviesen empleando estos servicios para realizar desplazamientos recurrentes por motivos escolares o laborales”. Y prosigue señalando que “Los servicios que se están prestando actualmente, permiten realizar los lunes y los viernes aquellos desplazamientos ocasionales a Madrid o Guadalajara que se deban hacer entre semana, y a su vez permiten que aquellos trabajadores o estudiantes que residan entre semana en Madrid o Guadalajara puedan desplazarse a sus localidades de origen para pasar el fin de semana. Para concluir diciendo que “Por otra parte, según los datos comunicados por la empresa operadora, la ruta indicada presenta una ocupación muy baja actualmente, con una media de 8 viajeros por expedición. Por lo tanto, se considera que en estos momentos la oferta en la ruta Madrid-Soria por Jadraque se encuentra ajustada a la demanda, tal como establece la normativa vigente”.

Si bien es cierto que el servicio de autobús y, más concretamente esta línea, ha experimentado un descenso en su utilización por parte de los usuarios, en buena medida ese hecho es atribuible a un conjunto de factores que tienen como trasfondo no sólo el elemento de la pérdida de población de las comarcas por las que transita a consecuencia de la migración campo-ciudad, sino también el fracaso de un modelo de desarrollo urbanístico sustentado en el ‘pelotazo’ inmobiliario, generando unas expectativas que nunca llegaron a cumplirse y que pusieron a muchos municipios al pie de la debacle tras la posterior crisis económica.

Lo que no puede obviarse, sin embargo, es la función vertebradora que cumple este servicio público, de primerísima necesidad, para las personas que lo utilizan, puesto que la mayor parte de ellas son mayores con imposibilidad de utilización de vehículo privado, siendo el transporte colectivo la única alternativa para desplazarse hacia la capital para cualquier trámite o requerimiento. El hecho de que el autobús esté ahí, disponible al menos con un servicio diario rutinario, otorgaba a estos ciudadanos una mínima independencia sobre la que sustentar su elección por seguir dispensando vitalidad al medio rural. El Ministerio de la Inmovilidad vuelve a errar considerando un asunto de demanda y oferta la disposición de un servicio público como el que ofrecen los ‘coches de línea’ para los municipios más pequeños, aunque ni tan siquiera estén situados en el propio trayecto. Y, además, se hace trampas al solitario adrede cuando en la misma respuesta apunta que “los servicios se irán restituyendo, en función de la recuperación de la demanda”, pues como dice el dicho “muerto el perro, se acabó la rabia”.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.