Hace 10 años temimos quedarnos sin libertad de prensa

Por Eva Grueso

Hace 10 años más de un centenar de periodistas y profesionales gráficos de Guadalajara salimos a la calle para expresar nuestro miedo a quedarnos sin libertad de prensa en la provincia. Tras el lema «Sin información no hay libertad, por la defensa del periodismo«. Y yo me pregunto ahora si deberíamos volver a salir a la calle.

Cabecera de la manifestación de los periodistas de Guadalajara en abril de 2012.

En aquel momento, lo que provocó que fueran los periodistas quienes se convirtieran en noticia fue el cierre de varios medios de comunicación que llevaba sucediéndose por goteo desde hacía años. El cierre definitivo del periódico El Día de Guadalajara y la transformación de Nueva Alcarria de diario a bisemanal, fue la gota que colmó el vaso e hizo temer que la sociedad dejara de estar bien informada. Y es que si la prensa se ha considerado como el cuarto poder no es por que los periodistas seamos ricos, nada más lejos de la realidad, sino por la libertad que proporciona a la sociedad. Temimos es que los medios que iban a quedar acabaran tan politizados o tan atados a la administración que sus redactores no pudieran ser lo suficientemente libres y objetivos como para escribir sobre todo lo que afecta al ciudadano.

Ahora el miedo no está en si hay muchos o pocos medios. En realidad hay suficientes y de todas las tendencias como para informarse más o menos bien de lo que ocurre en nuestra provincia y hacerlo desde varios puntos de vista. Es la mejor manera de estar bien informado: leer la misma noticia en, al menos, dos medios de comunicación diferentes. El miedo está en si la sociedad es consciente de la gran diferencia entre estar informado a estar bien informado.

Son demasiadas las personas que solo consumen un titular, que nunca pinchan en la noticia para leer todo el texto y cerciorarse así de si el titular solo pretende ser sensacionalista o no. Y lo peor de todo es que las redes sociales y sus algoritmos no solo no ayudan, sino que favorecen esos titulares sin contenido. Deberíamos hacer una reflexión profunda entre todos para saber porqué y cuándo nos dejó de interesar leer una noticia completa. Quizá fue cuando los medios de comunicación de Guadalajara no daban a basto y publicaban todos lo mismo: la nota de prensa de turno. Y eso, claro está, no gusta al lector, no le permite estar bien informado, ya que solo le cuentan lo que la administración quiere decir. No hay un periodista que pregunte, que investigue, que cuestione afirmaciones y ofrezca datos contrastados. Entono el mea culpa, muchas veces he tenido que copiar y pegar una nota de prensa. Eso pasa cuando hay que rellenar sí o sí un número de páginas o un informativo y no hay periodistas suficientes en plantilla.

Decía que las redes sociales tienen mucha culpa porque normalmente nos muestran solo aquello que detectan que nos interesa, por lo tanto, al final solo llega información con una sola tendencia. Y es así donde como sociedad debemos actuar. No dejándonos manipular por nuestras propias redes sociales y buscar siempre más allá. Para estar bien informados, para tener conocimiento amplio sobre cualquier tema y, también, para permitir que se respete la profesión del periodista, ya que no lo hacen muchos dueños de medios de comunicación, que lo haga al menos, el vecino.

Por cierto, aquel día de hace 10 años nos vestimos de negro. Un luto que representaba la tragedia que sería la libertad de prensa en Guadalajara. En su mano está que esto no ocurra.

Periodistas y gráficos el día de la manifestación por la Libertad de Prensa de 2012 vestidos de luto.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.