El discurso del odio

2E0C4E84-252F-41FA-9DD3-6332D1C86DF8

Por Vanesa Martín de Juan (*). 

En los años 80 en Reino Unido en medio de la dura huelga de los mineros británicos, un grupo de gays y lesbianas llamado Lesbians and Gays Support the Miners se propuso recaudar dinero para apoyar a los huelguistas. Era una época llena de profundos prejuicios contra el colectivo y a pesar de eso un grupo de activistas LGTBI viajaron en autobús hasta un recóndito pueblo en el sur de Gales para entregar las donaciones conseguidas para apoyar el movimiento minero y a su vez, sin pretenderlo, conseguía eliminar los prejuicios de toda aquella gente.  Comenzaba entonces una historia de amistad y solidaridad que culminaría con los mineros marchando al frente de la manifestación del orgullo en Londres en 1985. Sigue leyendo

Madrid huye

Por David Sierra

Madrid huye. Sus vecinos escapan de esa ciudad mugrienta y tóxica en la que se convierte cuando desaparecen los miedos de pandemia. El estado de alarma, que los ha mantenido a raya hasta el pasado domingo ya no es impedimento y en cuanto la oportunidad ha surgido la capital ha quedado vacía en domingo. Como ocurría antes. Y como sucedía también antes de surgir el Coronavirus, el lunes caótico de tráfico y ruido motorizado ha vuelto a sus orígenes. Los peatones han visto de nuevo reducido su espacio a la mínima expresión, mientras en beneficio de la recuperación económica, la actividad sobre las cuatro ruedas manda en el espacio público, sin conceder opciones a las nuevas fórmulas de gestión, ni a los beneficios no sólo medioambientales, sino también económicos y sociales que ello conlleva. Y ante tanto humo aparecen algunos atisbos de cambio impuestos desde los juzgados para retratar a su Consistorio por sus esfuerzos para cargarse la única iniciativa válida, hasta la fecha, de convertir esa ciudad en mínimamente habitable.

guadalajara-tamajon-001-600x504

Ciudad Encantada de Tamajón en Guadalajara. /Foto: guias-viajar.com

Sigue leyendo

Más que un número: Francisco Tejero

Fco. Tejero

Francisco Tejero // Foto: Familia Tejero

Por Alfonso Ortigado *

En esta semana hemos despedido a nuestro compañero Francisco Tejero tras una batalla dura y prolongada contra el coronavirus, una triste noticia que ha dejado desolada a la Pediatría de Guadalajara. El Dr. Tejero, ejercía como pediatra en el Centro de Salud “El Balconcillo” de nuestra ciudad. Francisco era un excelente compañero. Desde que asumí la Jefatura del Servicio de Pediatría del Hospital Universitario de Guadalajara, uno de mis retos era fortalecer la integración en la Pediatría de nuestra provincia entre la Atención Primaria y el Hospital, y aprovechar la extraordinaria red de profesionales que tenemos. Uno de ellos era nuestro querido Francisco; su colaboración con el Servicio de Pediatría ha sido absoluta. Siempre que personalmente le solicité colaboración en nuestra actividad de integración asistencial o en la docencia con los estudiantes de Medicina de la Universidad de Alcalá, Francisco siempre mostró una actitud positiva y un compromiso envidiable.

Sigue leyendo

Rabo de toro

Por David Sierra

No es paradójico que el rabo de toro se cotice más que nunca en las carnicerías y que un buen plato de este suculento manjar se haya convertido en algo únicamente posible para los más pudientes, cuando hace tan sólo una décadas era una de las partes que quedaban como pasto de las moscas cuando las reses de lidia se desollaban colgadas de un árbol bocabajo, minutos después de haber finalizado su participación en el ruedo, y salvo que el matarife de turno no hubiese hecho méritos durante su faena para obtenerlo como obsequio.
Sigue leyendo

Tests para todos

Por David Sierra

Tests para todos. Esa ha sido la nueva ocurrencia del Partido Popular en el Ayuntamiento de Guadalajara para dilapidar el dinero que el Consistorio se ahorrará tras anunciar su decisión de suspender las Ferias y Fiestas de este año en la ciudad. El argumento, sólido como una roca, lo manifestaba el concejal Armengol Engonga, en la creencia firme de su grupo político de “que las pruebas masivas para detectar la enfermedad y aislar asintomáticos como estrategia preventiva es el camino para vencer a la Covid-19”. Y ponía como ejemplo la experiencia llevada a cabo en la vecina ciudad madrileña de Torrejón de Ardoz, donde con el dinero que había para festejos se han llevado a cabo, según apuntan los responsables de las pruebas, más de 100.000 tests de seroprevalencia.

Presentación del programa de Navidad, Armengol Engonga

A. Engonga, concejal del PP en el Ayuntamiento de Guadalajara. / Foto: Jesús Ropero 

Los resultados de la muestra en la ciudad madrileña -que arrojaban una prevalencia de entre el 18 y el 22%,  difiriendo de manera sustancial con los extraídos del estudio elaborado por el Instituto de Salud Carlos III y el Centro Nacional de Epidemiología, que estimaba esa cifra en torno al 11%, – han quedado ahora en cuestión después de conocerse que el modelo chino utilizado en las pruebas es uno de los 34 que la FDA (Food and Drug Administration) estadounidense desaconseja y recomienda que sean retirados.

No obstante, al margen de la fiabilidad de estos tests rápidos, que incluso la Organización Mundial de la Salud desaconseja para un objetivo diagnóstico, tienen mucha mayor consistencia el argumento de que estas pruebas para ser realmente útiles deberían realizarse de manera periódica, dado que de hacerse sólo una vez únicamente revelarían ese instante, y no impedirían que cualquier persona que haya dado negativo pueda contagiarse. Y llevar a cabo estas muestras a lo largo del tiempo supondría una inversión mucho mayor que la destinada por el Ayuntamiento a sufragar los festejos. Los expertos también apuntan al riesgo de que los ensayos puedan producir un efecto de relajamiento en las medidas de higiene y distanciamiento social en las personas que dieran falso positivo de anticuerpos por el coronavirus, exponiendo al resto de la población.

Pero lo que subyace de este planteamiento formulado por el Partido Popular guadalajareño en consonancia con su dirección nacional es la falta de propuestas concretas no sólo ante esta situación de urgencia sanitaria, sino en lo que respecta a la gestión del dinero público municipal. Mientras otros Ayuntamientos de municipios del entorno han conseguido obtener una unanimidad plenaria en iniciativas encaminadas a la reactivación económica, muchas de las cuales se financiarán en parte con cargo a esos presupuestos, en el Consistorio capitalino el Partido Popular ha tomado la dirección opuesta en abierta oposición al Plan de Recuperación Económica, que tiene como premisa la ayuda a autónomos, pequeñas empresas, hostelería y comercios. A pesar de ese voto en contra, el concejal ‘popular’ Jaime Carnicero no ha tardado en salir a la palestra para exigir que las actuaciones se agilicen, cuando ni tan siquiera se ha cumplido el plazo que el alcalde de la ciudad apuntó para la aprobación de esas ayudas, omitiendo que su grupo se hubiera centrado en otros menesteres como comprobar quien ha pasado la enfermedad.

Dice Engonga, otro concejal ‘popular’, que Rojo –el alcalde- “ya no tiene excusa y aquí tiene una oportunidad que no puede dejar perder porque sin duda será un dinero bien invertido con el que conoceremos nuestro estado de salud”. Se refiere a ese presupuesto de fiestas que el Partido Popular gastaría en tests masivos para todos.

Más que un número: David Sigüenza Moreno

Poli1

David Sgüenza, con su uniforme de Policía Municipal de Guadalajara.

Por Eduardo Díaz Pérez (*)

Recientemente, en concreto el 28 de febrero del presente año, mis compañeros de trabajo me realizaban un homenaje de jubilación en el Centro Municipal Integrado “Eduardo Guitián” donde ejercí mi labor en los últimos años al servicio del ciudadano. Entre las personas que me acompañaron se encontraba mi amigo y compañero David Sigüenza, el cual se había jubilado tres años antes y allí, entre la alegría de los demás, bailó, brindó y cantó con su alegría característica canciones de su ídolo Antonio Molina entre las que no falto la de “Soy Minero”.

Sigue leyendo

Fiestas sin retorno

Por David Sierra

¿Quién no ha fantaseado alguna vez con la posibilidad de que un año no hubiese fiestas patronales en ningún sitio? Sí, celebraciones de esas en las que hay verbenas nocturnas hasta altas horas de la madrugada, con grupos musicales que lo dan todo en el escenario a precio de gira; con sueltas de reses que van desde el barbecho hasta la mismísima puerta del bar al compás de los cites y las llamadas a la embestida; con procesiones multitudinarias, o no tanto, entre los feligreses devotos y los ocultos tras las Rayban de la resaca. Sí, celebraciones de esas en las que los Consistorios emplean buena parte de sus superávits para darle al pueblo el circo que reclaman cuando el pan ya está satisfecho.

Sigue leyendo

Más que un número: Caridad García Pérez

21379F4F-1167-4700-8738-645F1E7A05E7

Caridad García Pérez // Foto: Susana Ropero

Por Susana Ropero (*)

Sabíamos que es ley de vida. Pero no en estas condiciones. Morir sola, sin ninguno de sus hijos o nietos, después de una vida tan larga, 91 años, en los que tantos sufrimientos y apuros pasaste. Esta es la historia de Caridad García Pérez.

Sigue leyendo

Los hombres de gris

 

montaje-feria-del-libro-de-madrid-2018

No habrá Feria del Libro, no se imaginan lo que la voy a echar de menos. Me queda el consuelo de que se celebrará en octubre. Foto: J.M.Vega.

 

Por José Luis Ramírez (*).

El final de la primavera siempre ha sido mi época favorita del año. Y no hay mejor lugar en el mundo para disfrutar de los meses de mayo y junio que mi ciudad, Madrid. Vaya por delante que no soy de esos madrileños que le profesan un amor incondicional al lugar que los ha visto nacer. En mi caso, no hay invierno en el que no desee estar en otro sitio, más pequeño, con mejor clima, más tranquilo, más acogedor, o simplemente más cómodo. Sin embargo, a medida que avanza el buen tiempo, las ganas de marcharme desaparecen y se transforman en una admiración profunda, casi devoción por Madrid, y en concreto por un lugar: El Retiro. Sigue leyendo