Del espliego de monte, al turismo de lavanda

5ff292baf19f54d7e3d90dc4911f528cafeb56d8597fd5b8fa65f85defc8438f.jpg

Julio de 2018, atardecer en Almadrones. Sobre los campos de lavanda, concierto benéfico de Mocedades. Una experiencia única e inolvidable para los sentidos.

 

Por Juan José De Lope. (*)

Los espectaculares campos de lavanda que lucen en la provincia de Guadalajara sirven de motor socio-económico para algunos pueblos de la Alcarria. Los empresarios del medio rural, principalmente agricultores, apicultores, hosteleros y comerciantes aprovechan la floración de esta planta para hacer su agosto, debido a la rentabilidad que aporta el cultivo, tres o cuatro veces mayor que los tradicionales del cereal, lo que hace que estén apostando por las flores de lavanda como motor económico en sus explotaciones agrícolas, a la vez que se multiplica la producción de miel. También se aprovechan estos campos para generar un turismo que ofrece al visitante una composición de colores, aromas, sabores y olores que son todo un placer para los sentidos. Pero estos cultivos tienen un origen y más ahora que tan de moda está todo lo relacionado con el medio rural y la despoblación. Sigue leyendo