El sueño del Infantado

 

Patio de los leones del palacio del Infantado. // Foto: Fran Hermenegildo

Patio de los leones del palacio del Infantado. // Foto: Fran Hermenegildo

Por Concha Balenzategui

El sábado por la mañana, pasada la resaca de “La noche de los sentidos”, el palacio del Infantado seguía impresionando a los turistas que fotografiaban su soberbia fachada, ya solo iluminada bajo el sol de primavera, sin proyecciones de colores. Los jardines volvían a mostrar su reciente intervención, con el césped recién segado, los setos podados y repuestos; las vallas y los andamios en las zonas donde aún se está trabajando, y las baldosas rotas en la delimitación de los parterres y escaleras que aún necesitan un buen repaso.

Sigue leyendo