Superliga

Por Ana G. Hernández

volei

Las alcarreñas remontaron un primer set que cayó de parte visitante. // Foto: Guadaqué.

El Motorsan Guadalajara es de Superliga o por lo menos tiene su billete comprado y sellado para jugar la próxima temporada en la máxima categoría nacional de voleibol femenino, otra cosa es que los cuartos le permitan darse el gustazo de viajar por toda la geografía española enfrentándose a las mejores. Sin embargo, eso hoy da lo mismo. Lo importante hoy es disfrutar. Disfrutar del gran partido que realizaron ayer las pupilas de Manuel Berdegué. Disfrutar de los frutos de una gran temporada regular. Disfrutar de ser las campeonas de Superliga 2 al dar la campanada y superar al Sant Cugat. Disfrutar por la recompensa al trabajo bien hecho.

Sigue leyendo

Anuncios

Lo de menos fue el resultado

Por Ana G. Hernández

Riki aprovecha el regalo de un defensa para hacer el 0-1. // Foto: CD Guadalajara.

Riki aprovecha el regalo de un defensa para hacer el 0-1. // Foto: CD Guadalajara.

Hace cinco jornadas el Deportivo Guadalajara encajaba una manita en Talavera de la Reina en un partido que, como el de ayer, fue televisado en el canal autonómico, mientras que en el de ayer ante el Real Madrid Castilla los alcarreños recibieron media docena de goles, aunque bien es cierto que anotaron tres. En cualquier caso, en ambos encuentros los morados salieron goleados: En El Prado con Kevin Ulbrich en la portería y con Arnáiz Lucas dirigiendo desde el banquillo; en el Alfredo Di Stéfano con Ferrán Ferri bajo palos y David Vidal en la grada oteando el hacer de los suyos. Sin embargo, lo que se vio sobre el verde fue bien distinto. Y eso que los merengues dominaron de cabo a rabo la primera mitad del encuentro presagiando un duro trance para los visitantes. Lo que no sabían los blancos es que éste Guadalajara no era el que jugó a orillas del Tajo ante el conjunto cerámico.

Claro que el Castilla dominó la posesión como lo hizo el Talavera en su día y más claro aún que los madridistas aprovecharon los numerosos errores de la zaga morada como también hiciera  en su día el equipo talaverano. Sin embargo, ayer los de Ramis tuvieron que bregar contra un Depor que, esta vez sí, tenía espíritu. Espíritu para no rendirse ante la adversidad, para no dar por perdido el partido antes de comenzarlo y para jugar de tú a tú al equipo con más calidad del Grupo 2. Sigue leyendo