Un rincón aun por descubrir, siempre con profesionales

Por Manuel Granado Herreros (*)

thumbnail (23)


Llevo muchos años siendo afortunado. Me explico, lo digo a razón de la célebre frase del filósofo chino, Confucio, que decía aquello de “elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida“, y bueno, parece que de momento es así. Ejercer como cicerone de tu tierra es un privilegio, un oficio que debes ponerle mucha pasión, como en cualquier otro, ¿verdad? Porque cuando la pones, eso se nota y lo notan, como dice el anuncio.


Ser guía oficial de turismo, a pesar de la soledad en que nos podemos encontrar muchas veces en relación con ciertas administraciones públicas, es hermoso. La gente viene con ganas de aprender y, sobre todo, de pasarlo bien. No olvidemos que nosotros somos intérpretes del destino. No estamos aquí para dar un simposio de arte o de historia; claro que debemos tener conocimientos, acreditados por nuestra formación académica continuada, pero también debemos saber transmitirlos de una manera amena. Esto es algo fundamental, la gente viene a disfrutar de su tiempo libre, el llamado turismo cultural, una de las piedras angulares de un país tan rico como es España, la segunda potencia turística mundial tras Francia.

En este año 2020 todo se nos truncó, ni los profesionales del sector ni los amantes de los viajes hemos podido sacarle el máximo rendimiento al turismo. Nosotros porque apenas hemos recibido gente, sobre todo de nuestro vecino Madrid y vosotros, porque no habéis podido disfrutar de vuestras vacaciones o escapadas. Pero dejemos a un lado lo negativo, que ya hemos tenido bastante y pensemos en lo positivo. Estos confinamientos, junto con los recientes cierres perimetrales, han hecho a muchas personas darse cuenta que somos unos privilegiados por vivir en este maravilloso rincón de Castilla, redescubriendo lo que tenemos a la vuelta de la esquina: nuestra provincia.

Quiero barrer para casa, en concreto para mi oficio, aprovechando el divertido anuncio institucional del Ayuntamiento de Guadalajara con motivo del Black Friday, donde se invita a que consumamos en nuestra capital para ayudar al pequeño comercio. Voy a hacer pedir lo mismo: que consumamos producto de proximidad y en este caso, servicio de proximidad. Somos muchos los compañeros y compañeras que aún seguimos ahí, ya seamos guías que trabajamos en toda la provincia, como también informadores turísticos de ámbito local. Todos al pie del cañón porque nos gusta nuestro trabajo y nuestra tierra.

Ahora que tenemos la posibilidad de conocerla mejor, ya que no nos dejan movernos fuera de ella, os invito a hacerlo de la mano de los muchos profesionales que la amamos y que estamos deseando dárosla a conocer a través de sus anécdotas, historias, monumentos y naturaleza. Todos los compañeros y compañeras, repartidos por la provincia, nos estamos adaptando a esta nueva normalidad, Sandra, Víctor, Jorge, Paloma, Enrique, Miriam, Natalia, Magdalena, Elena, Ana, Mercedes, Raúl, Yolanda, Ángel Luis, Ángela, José Luís, el que os escribe, Manuel, y muchos más que no me caben. Todos os animamos a que pateéis vuestra tierra, Guadalajara, de nuestra mano.

Se aproxima un puente, el de diciembre, en el que parece ser que continuaremos con este cierre perimetral, saquémosle partido. Muchas veces vamos andando por la calle pensando en nuestras cosas, sin deparar en los detalles de los edificios que nos rodean y de las historias que guardan, por ejemplo, en la capital: Siempre nos estamos tirando piedras sobre nuestro tejado sobre que si no hay nada. Bueno, yo me excluyo si me lo permitís. Guadalajara es una ciudad histórica donde sus calles respiran anécdotas y leyendas, con un entramado de plazas y callejuelas con fachadas maravillosas de edificios y monumentos que admirar, no solo los consabidos por todos como el Infantado o el Panteón de la Condesa de la Vega del Pozo. Aún hay muchos más que si nos parásemos unos segundos a contemplarlos, descubriríamos su belleza.

¿Habéis levantado la mirada alguna vez para deleitaros del medio relieve de San Sebastián en el colegio de los Maristas? ¿Os habéis preguntado porque está ahí?, ¿Os habéis planteado porque la sepultura de Don Rodrigo de Campuzano, en la Iglesia de San Nicolás el Real, se le apoda El primo del Doncel de Guadalajara sin haberlo sido?, ¿Habéis pasado a ver la iglesia del convento de las Carmelitas de San José? ¿Os habéis pateado tranquilamente la calle Mayor para advertir de la belleza de sus fachadas eclécticas? O simplemente, leer las placas donde nacieron hijos ilustres de la ciudad como Antonio Buero Vallejo, José de Creeft o Tomás Camarillo. Saquemos un poquito de nuestro tiempo para conocernos mejor.

Yo llevo muchos años en esta profesión de guía oficial de turismo, me encanta ver las caras de los que nos visitan, pero, ¿sabéis qué?, me encanta mucho más cuando hago los tours con mis vecinos y vecinas, con vosotros, porque no hay cosa más bonita que querer conocer tu ciudad, tus raíces, o no. No hace falta ser GTV “Guadalajara de Toda la Vida”, para conocer y valorar donde vives.

Retomando lo que hablaba al principio, os convido a que conozcáis vuestro entorno haciendo uso de este servicio de proximidad. Al apuntaros a los tour turísticos con guías oficiales de turismo, independientemente de la temática: ya sean de leyendas o fantasmas, como los que estoy realizando en estas últimas semanas. O como los patrimoniales y monumentales, los más habituales. Apostáis por un servicio de calidad y profesionalidad. No lo confundáis con esas visitas de los paraguas donde pone free tour que han ido proliferando como champiñones por todo el mundo y que tanto daño están haciendo al sector.

Me gustaría pediros que hicierais una reflexión sobre el consumo de ese tipo de servicios turísticos, pensad por un momento que os parecería si un día vuestro jefe os comunicara que a partir del mes que viene iréis a cobrar en función de cómo quede satisfecho el cliente, que el dinero que os pagara computase como propina. Es decir, que no hay retención fiscal por ningún sitio y que encima, una parte se lo queda él por ser intermediario a una comisión del 30%, obligándoos en ciertas ocasiones a desempeñar funciones para lo que no estáis preparados ni cualificados. Quiero creer que no os gustaría dicha situación, ¿verdad? No me gusta tirar de comparaciones, pero a veces, vienen bien para reflexionar y ponerse en la piel de otro, esa empatía de la que nos iría mucho mejor en el mundo si estuviera más desarrollada. Esa simulación, en la que no la deseo a nadie, es con lo que tenemos que luchar en este sector y que parece empieza a asomar el hocico poco a poco en nuestra provincia.

Esos free tour un concepto de esa tan de moda economía mal llamada colaborativa, lo único que consiguen es empeorar el servicio. Os explico los motivos. Primero, hay que destacar que en la mayoría de los casos quien ejerce no tiene la formación adecuada ni la acreditación correspondiente; segundo la evasión de impuestos, ya que al considerarse “propinas” no realizan facturas con su IVA, ni hacen su respectiva retención de IRPF, ya no digo seguro de responsabilidad civil, cómo si hacemos los profesionales; tercero, la desprotección laboral, ya que por regla general no suelen estar dadas de altas ni por la empresa ni como autónomos, siendo en su inmensa mayoría gente muy joven de la que se aprovechan de ella; cuarto, la calidad en el servicio y la imagen de destino, algo en lo que parece que ciertas administraciones competentes, en este caso la regional, no son capaces de discernir y no se dan cuenta que al consentir estos servicios, muchas veces no se controla lo que se les está dando a conocer a los turistas y por consiguiente pueden llevarse una imagen errónea del destino.

Por acláralo un poco más, lo replanteo de otra manera, ¿Vosotros iríais a un restaurante y le pagaríais al camarero en función de cómo os haya gustado la cena y el servicio?, ¿Iríais al cine o al teatro y pagaríais la entrada en función de cómo os haya gustado la película o la obra?, o ¿Llamaríais a un pintor y en función de cómo os haya pintado la casa, le pagaríais?, no, ¿verdad?, pues los guías free tour es eso. Existen, sí, porque hay demanda, pero pensad cuando consumís ese tipo de turismo que es un círculo vicioso que nos perjudica a todos, a vosotros como consumidores, porque muchas veces dan informaciones incorrectas, a los profesionales, por competencia desleal, que si cumplimos con la ley y tenemos una preparación. Incluso a ellos mismos, porque se encuentran desprotegidos laboralmente frente a la empresa que los “contrata” y, en su conjunto, a todos en general porque evaden sus obligaciones tributarias.

Resumiendo, animaros a conocer mejor lo que tenéis a la vuelta de la esquina, -os llevaréis una grata sorpresa-, a través de las visitas turísticas que organizamos los guías oficiales, ya sea a través de las administraciones públicas locales, como los que trabajamos por cuenta propia, ejerciendo un turismo responsable, del cual nos beneficiamos todos. Es una oportunidad para ahondar en lo que tenemos cerca y así, presumir y sacar pecho de nuestra querida Guadalajara.

b42f65f6-60a7-45da-aa6d-0a8d7f5b5538

(*) Manuel Granado Herreros es guía oficial de Turismo (CLM423P), graduado en Turismo por la Universidad de Alcalá de Henares y con un post grado en Comunicación y Márketing por la Universidad Complutense. Desde 2008 es guía oficial en la provincia de Guadalajara, así como en Madrid y Alcalá de Henares. Colaborador habitual en medios de comunicación, es cofundador y secretario de la Asociación Provincial de Guías Turísticos de Guadalajara. En la actualidad realiza recorridos por Guadalajara, donde enseña a ver la ciudad con otros ojos y desvela las maravillas ocultas en las que habitualmente no reparamos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .